Vídeo: Una llamada para la historia

28 de Septiembre de 2013

A las dos y media de la tarde Obama descuelga el teléfono y llama a Hassan Rouhani que está a punto de tomar el avión para regresar a su país.El presidente de Estados Unidos y el Iraní hablan durante 15 minutos. Un cuarto de hora que pone fin a más de tres décadas de incomunicación entre los dos países y que convierte a esta llamada en histórica.La noticia fue adelantada por Rouhani en twitter.Y confirmada poco después por Obama en una inesperada rueda de prensa.Hemos hablado de los esfuerzos para alcanzar un acuerdo sobre el programa nuclear de Irán y he reiterado al presidente Rouhani que aunque seguramente habrá obstáculos para avanzar y el éxito no está garantizado creo que podemos alcanzar unsa solución global.Los desencuentros entre los dos países han sido de película. Comenzaron poco después de la revolución islámica, con el asalto de la embajada de Estados Unidos en Teherán, en 1979. Y han continuado con la ruptura de relaciones dipliomáticas, embargos y sanciones que se han visto acrecentadas con el programa de enriquecimiento de uranio puesto en marcha por el anterior presidente, Mahmud Ahmadineyad.Aunque el nuevo mandatario iraní ha impuesto un cambio de tono y de formas. Rouhani apuesta por la diplomacia. Asegura que su país no tiene ninguna intención de producir armas nucleares y expresa su deseo de llegar a un acuerdo. Un acuerdo con el que Irán dejaría de sufrir las sanciones económicas y con el que Estados Unidos conseguiría acercar posiciones con un país de gran peso en Oriente Próximo, clave en el devenir Sirio, entre otros.Aunque para lograrlo Rouhani va a tener que hacer frente a los sectores más duros del régimen y Obama a las voces críticas de Washington y la oposición de Israel: histórico aliado de Estados Unidos y enemigo acérrimo de Irán.