Vídeo: Cuba celebra su primera procesión desde la Revolución

7 de Abril de 2012

Por primera vez en más de medio siglo, los católicos cubanos han celebrado un día de fiesta aprobada por el gobierno, el Viernes Santo (6 de abril), que ha marcado el final de la Semana Santa con una procesión que conmemora la crucifixión y muerte de Jesucristo.El día de fiesta, otorgada a petición del Papa Benedicto XVI en su reciente visita a la isla comunista, ha permitido a los católicos tomarse el día libre.Las calles de La Habana se han llenado de decenas de fieles cubanos que han acompañado a una talla de Cristo llevando la cruz, reconocido en el catolicismo como la primera "Estación de la Cruz".El gobierno cubano puso fin a las fiestas religiosas después de la revolución de 1959 que llevó a Fidel Castro al poder. En 1998 se restableció la Navidad como un día de fiesta a petición de del Papa Juan Pablo II. Ahora el sucesor de Fidel, su hermano menor, el presidente Raúl Castro, ha declarado el viernes como día  libre después del viaje de Benedicto XVI a Cuba la semana pasada.Lo que todavía estaba por decidir es si el Viernes Santo se convertirá en una fiesta permanente o esta celebración quedará como un suceso aislado.