Vídeo: Australia y Brasil intentan recuperarse de sus tragedias

17 de Enero de 2011

Miles de voluntarios participan en la masiva operación de limpieza de Brisbane. La ciudad australiana afronta las consecuencias con la calculadora en mano. La reconstrucción va a costar diez mil millones de dólares, y además del fuerte impacto en la inflación, las autoridades anuncian una investigación millonaria para esclarecer los errores en la prevención  de este desastre. Mientras, la amenaza se desplaza al sureste, al estado de Victoria, ya medio inundado y en alerta por una subida del agua para las próximas horas. Así que  miles de australianos, ahora del sur, se preparan para lo peor.En Brasil,  los militares están al cargo del rescate de cadáveres que siguen apareciendo cinco días después de la tragedia. Hay 626 muertos confirmados y un temor cada vez mayor a que se extienda una epidemia.