Vídeo: Vivimos rodeados de electrodomésticos y nuestra salud puede resentirse

23 de Abril de 2010

Tener lámparas, radiodespertadores o teléfonos inalámbricos en las mesillas de noche, dormir pared con pared con electrodomésticos o mantener el 'router wifi' encendido todo el día pueden provocar problemas de salud como trastornos del sueño, dolores crónicos o enfermedades psicosomáticas. Son los mandamientos del decálogo que habla de los peligros de los aparatos que emiten radiofrecuencias. Vivimos rodeados de ellos y nuestra salud puede resentirse. El principal problema de estos aparatos es que emiten campos electromagnéticos, especialmente los transformadores de electricidad y las señales telefónicas, que pueden causar desde cansancio inexplicable, hasta disfunciones en el sistema inmunológico que pueden derivar en tumores.