Vídeo: El riesgo de una generación perdida

12 de Agosto de 2010

La crisis que ha hecho que el desempleo juvenil en el mundo alcance el nivel más alto en la historia. En 2009 el número de jóvenes sin trabajo en todo el mundo se situó en los 81 millones, unos datos que han llevado a la Organización Internacional del Trabajo (OIT) a advertir del riesgo de que se cree una "generación perdida". Según el último informe de la OIT, de los 620 millones de jóvenes económicamente activos con edades entre 15 y 24 años a finales del año 2009, el 13% estaban desempleados.El informe también señala que el desempleo juvenil podría seguir aumentando, hasta situarse en el 13,1% a finales de año. En la Unión Europea el incremento fue aún mayor, el para entre jóvenes subió un 4,6% el año pasado. Pero la situación es aún más dramática en España, donde la tasa de jóvenes parados duplica la media europea y triplica la mundial.La tasa de paro entre los jóvenes españoles fue del 37,8% en 2009, según la Encuesta de Población Activa.El paro juvenil se ha disparado debido a que muchos jóvenes estaban empleados en sectores que demandaban mano de obra intensiva y poco cualificada. Jóvenes que abandonaron los estudios para introducirse en el mercado laboral  y que ahora se han quedado en el paro sin apenas cualificación.Pero el informe de la OIT también refleja que el paro juvenil en España ha crecido tanto entre los jóvenes que apenas tienen formación como en los que cuentan con estudios superiores, jóvenes cualificados, incluso sobrecualificados para lo que el mercado de trabajo actual puede ofrecerles.