Vídeo: Pan, queso, chorizo y bacalao caídos del cielo

29 de Enero de 2012

En la popular procesión de San Antonio en Trigueros, todos los años arrojan panes y embutidos desde los balcones. La crisis ha provocado que en esta ocasión no se lancen jamones ibéricos, sino paletillas más económicas. Y los asistentes, las han recibido como caídas del cielo. Se trata de la festividad más generosa. En Trigueros, San Antonio de Abad es el patrón de los pobres y en su día recorre las calles de su pueblo durante 36 horas. Dice la tradición que los pudientes tiraban desde los balcones, para los pobres, limosna y alimentos.