Vídeo: ¿Se puede ser obeso y estar sano?

2 de Marzo de 2012

La Organización Mundial de la Salud calcula en el planeta hay unas 500 millones de personas adultas que padecen obesidad. La receta para caer en ella es fácil: ingerir más calorías de las que se gastan. Así lo resume el doctor Antonio Vidal Puig, de la universidad de Cambridge, que ayer participó en Bilbao en el ciclo "Enfermedades asociadas al envejecimiento", que organizan el CIC BioGune y la Fundación BBVA.  Y es que en los mayores, la obesidad presenta mayores riesgos pues el tejido adiposo no cumple de todo bien su función y la grasa termina acumulándose en órganos como el hígado o el corazón. Para combatir el sobrepeso, el primer paso es buena dieta. Pero al seguirla, el organismo interpreta que falta alimento y entra en una especie de "modo de bajo consumo", lo que dificulta el proceso. La clave está, dice Vidal-Puig, en el ejercicio. Hay que moverse. Incluso aunque no sea lo suficiente como para perder peso. "El paciente obeso que hace ejercicio entraría dentro de la categoría de obseso saludable con mayor facilidad", dice el catedrático.