Vídeo: Proliferan los estancos ilegales en Jerez

4 de Febrero de 2014

No es extraño ver a un grupo de personas haciendo cola a las puertas de una casa en Jerez. Llevan a cabo transacciones rápidas y en pocos segundos desaparecen de la puerta. Como ejemplo un motorista que entrega un billete de 20 euros, instantes después recibe un cambio que esconde un paquete de tabaco. Son las llamadas "casa estanco", la última modalidad para salir de la crisis en ciudades como Jerez donde el paro en el último año ha rozado el 40%. Algunos vecinos reconocen haber comprado en estos establecimientos ilegales y confirman que adquieren por tres euros una cajetilla que en el estanco cuesta más de cuatro. La guardia civil, en solo seis meses, se incautó el pasado año de más de cuatro millones de cajetillas de tabaco en operaciones realizadas en el interior de viviendas, coches o almacenes. La proliferación de estas ventas ilegales es un duro golpe para los estanqueros que se ven desprotegidos e impotentes para proteger sus negocios de la competencia ilegal. Aseguran que sus ventas han descendido un 60% y se plantean un cierre si los estancos ilegales siguen captando a sus clientes.