Vídeo: Una playa para perros

3 de Agosto de 2010

El Ayuntamiento de Castelló ha mantenido este año una parte de la playa de la Rubina apta para perros. La iniciativa está dirigida tanto a los vecinos de la población que tienen animales como a aquellos que viajan con ellos.Daisy es hoy una bañista más. Llega a la playa con sus dueños. Traen toallas, colchonetas y sombrillas pero también la correa y sus juguetes favoritos. La playa de la Rubina es una de las pocas playas reservadas para perros. Se dan un chapuzón se secan en la arena y hacen nuevos amigos. Incluso quienes no tienen perro disfrutan de su compañía. Como en cualquier playa, hay quien prefiere la tranquilidad de la tumbona. Otros se divierten refrescándose en el agua y jugando sobre la arena. Con tanto ajetreo, el mejor amigo del hombre termina también rindiéndose a los placeres del verano.