Vídeo: Piden que la Justicia declare nulas las preferentes

17 de Abril de 2013

Por primera vez esperan que un tribunal no falle solo por un caso concreto. Esta mañana ha quedado visto para sentencia el primer juicio defendido en la Comunidad Valenciana por la Asociación de consumidores y usuarios de bancos, cajas y seguros (ADICAE) sobre participaciones preferentes de Bancaja. El demandante, Andreu Sánchez, firmó en 2011 un préstamo pignorado de 5.000 euros para comprarse un coche que le obligaba a poner a plazo fijo 4.200 euros, según su testimonio. Según ha explicado se enteró de que en realidad había contratado participaciones preferentes un año después, en marzo de 2012, cuando la sucursal le "obligó" a cambiarlas por acciones de Bankia. Según ha explicado el abogado defensor del banco, Sánchez contrató voluntariamente y con conocimiento suficiente las participaciones preferentes. Sin embargo el abogado de ADICAE, Eduardo Barral, asegura que la firma que aparece en la cancelación del plazo fijo y el contrato de preferentes no es la de su cliente sino la de un empleado del banco. ADICAE argumenta que la entidad engañó a Sánchez y solicita, por primera vez, la nulidad del producto además de la devolución de los 4.200 euros que puso en preferentes pensando, según su testimonio, que estaban en un plazo fijo al 3% de interés. Se acoge al informe de la CNMV para intentar demostrar que hubo una comercialización fraudulenta de un producto a perpetuidad y que se creó un mercado secundario. El afectado es mecánico y conductor y no dispone de formación académica específica en ningún ámbito. Asegura que confió en el director de la sucursal bancaria, en el barrio del Cabanyal, porque su familia llevaba muchos años trabajando con ella y no sospechó que pudieran "engañarle".