Vídeo: Una paga ¿insuficiente?

28 de Junio de 2010

Una chica de Lugo ha denunciado a sus padres solicitando un incremento de su paga de 200 euros mensuales. Los padres, separados, le pasan, entre los dos, 600 euros mensuales, al tiempo que disfruta gratuitamente del piso que tiene en propiedad la madre en Santiago de Compostela, la ciudad en la que estudia.La joven cree que 600 euros no es suficiente dado el patrimonio de sus padres (dos trabajadores autónomos de clase media) y pide 800 euros.En un primer momento los jueces le dieron la razón a los padres, por lo que la chica recurrió a la Audiencia Provincial de Lugo, que también rechazó sus pretensiones, por lo que tendrá que seguir 'subsistiendo' con los 600 euros.La abogada lucense Reyes Costa fue la encargada de defender a los padres. Demostró en el juicio que a la joven no sólo le bastaban con los 600 euros, sino que además ahorraba. La letrada ha calificado el caso de "esperpéntico".El padre, asombrado e indignado por las peticiones de su hija, intentó llegar a un acuerdo, ofreciéndole 700 euros mensuales. Pero la joven no se avino a ningún entendimiento y mantuvo la petición de 800 euros.Ahora la relación entre padres e hija es prácticamente irreconciliable.