Vídeo: null

10 de Marzo de 2013

Rentería, a pocos kilómetros de San Sebastián, respira hoy tranquila, pero ha sufrido mucho. Asesinatos, como los de los concejales del PP José Luis Caso y Manuel Zamarreño. Pintadas. Y ataques, hasta 27, contra la casa del Pueblo, la sede de los socialistas. Hoy volvemos allí, a tomar un café, y el primer cambio lo notamos desde fuera.José Angel Rodríguez, portavoz PSE Ayto Rentería confiesa que, tras muchos años, se siente libre. Su vida ha cambiad. "Mucho, no hay color, antes estabas a todas horas dos escoltas conmigo, y la gente incluso te rehuía".Asegura que la relación con Bildu, que tiene la alcaldía tras casi 30 años gobernando los socialistas, es "normal".Julen Mendoza es el alcalde, de Bildu. Dice que "la relación en este momento es buena". "La situación se ha calmado y eso y eso ayuda a tener este tipo de relaciones", señala.El portavoz del PP viene en moto, sólo, sin sus escoltas. Este simple gesto, por cierto, le hace feliz. "Yo para nada comulgo con Bildu, evidentemente, pero siempre puede haber puntos de contacto entre los distintos planteamientos", dice Chema Herzog.Maite Peña, portavoz PNV, reconoce que ahora le saluda por la calle "gente que antes no me saludaba". "Y me saludan desde que Bildu está gobernando", añade.Rentería ha cambiado y sigue haciéndolo día a día, como lo están haciendo muchos pueblos de Euskadi, acostumbrándose a una paz muy esperada.