Vídeo: Nuevo caso de niños robados en España

13 de Enero de 2012

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco cree acreditado el caso de Rebeca Losa Ocáriz, presuntamente fallecida en 1977 en San Sebastián y posible víctima de una trama de adopciones irregulares. El féretro que, supuestamente contenía el cuerpo del bebé, fue exhumado el pasado martes en el cementerio de Polloe y se constató que no contenía ningún resto biológico. Por tanto, los padres de Rebeca constataron sus peores sospechas y ahora no dejarán de buscar a su hija a la que dieron por muerta en 1977.