Vídeo: El juez del 'caso Palau' concluye que Convergència Democràtica de Catalunya se lucró de forma irregular

16 de Julio de 2013

La investigación concluye que en el Palau de la Música algo desafinaba. La institución era un camuflaje. Durante diez años la constructora, Ferrovial, disfrazó de generosas donaciones al Palau lo que, en realidad, eran un bombo de comisiones ilegales a Convergència Democràtica de Catalunya. Composición perfecta. Según el auto, Ferrovial obtenía la adjudicación de grandes obras públicas y, a cambio, daba un 4 por ciento de lo ganado; el 2,5 para el partido de Artur Mas que habría recibido así más de cinco millones de euros. El resto se lo repartían los responsables del Palau, que dirigían las estrategias: Fèlix Millet y Jordi Montull. Ellos, junto a otras quince personas, forman el coro de imputados. Por el momento, Convergència Democrática y Ferrovial dicen que esa partitura de acusaciones es falsa. La justicia será quien ponga el colofón a esta obra.