Vídeo: Exhumados los ocho cuerpos de los ancianos del geriátrico de Olot

22 de Noviembre de 2010

El juez que instruye el caso del geriátrico de Olot ha ordenado la exhumación de ocho cuerpos de ancianos que fallecieron en el geriátrico La Caritat donde trabajaba el celador que confesó haber asesinado a tres ancianas. Esta exhumación se realiza para descartar que el homicida haya provocado más muertes en este centro.La exhumación de los restos mortales de los ancianos ha sido supervisada por un equipo de Mossos d'Esquadra, forenses y el juez. Tras sacarlos del cementerio los han llevado al Instituto Forense de Gerona donde se realizará una autopsia para descartar que las muertes tengan que ver con el celador asesino. Los cuerpos de seis de los ancianos descansaban en el cementerio municipal de Olot mientras que los otros dos estaban en los de las poblaciones vecinas de Castellfollit de la Roca y Sant Salvador de Bianya.El juez no descarta que el homicida, Joan V., esté involucrado en más muertes, por eso se investigarán los fallecimientos acaecidos desde 2005, fecha en la que el celador comenzó a trabajar.Joan Cañada, abogado de la residencia La Caritat, explica que aunque no hay sospechas de que el celador cometiese más homicidios, el hecho de que las muertes coincidiesen con sus turnos de trabajo ha motivado las exhumaciones. Además, explica, quieren que se aclare todo porque es una situación muy desagradable para las familias.El resultado de las nuevas autopsias tardará aún varios días en conocerse. En su día, todas fueron certificadas como muertes naturales.El presunto asesino fue arrestado el pasado 18 de octubre después del fallecimiento de Paquita Gironès, de 85 años, a la que se le apreciaron restos de ingesta de un líquido corrosivo que le habría causado la muerte.