Vídeo: ¡Dios mío, que lo han pinchado!

1 de Enero de 1970

"La música no la teníamos muy alta", relata Mari Carmen Alcañíz. El presunto asesino de su marido y también primo, le dijo que la bajara, él se negó y discutieron. Bajaron las escaleras, entró en su vivienda y cogió la catana mortal. Mari Carmen Alcañíz,