Vídeo: Detenido un policía local que se hacía pasar por espía

14 de Agosto de 2013

Como si de una película de James Bond se tratara, un policía local de Xàtiva (Valencia) fingía ser un agente secreto en busca de nuevas reclutas para la organización. Para conseguir un puesto fijo con una remuneración de 1900 euros al mes, las víctimas eran sometidas a diversas fases que tenían que ir superando con éxito. Les forzaba a entregarle todo su dinero y joyas. En la última fase, debían prestarle favores sexuales, obligadas, bajo amenaza, a no revelar nada de lo que pasaba.Les enseñaba armas, insignias y dispositivos electrónicos para convencerlas de su condición de espíaCada candidata debía responder a un cuestionario de 30 preguntas. Entre otras cosas, les preguntaba si tenían dotes interpretativas, si medían más de metro y medio o si se desmayaban o mareaban al ver sangre.La Guardia Civil lo ha detenido en Valencia. Junto a su pareja, como presunta cómplice de los delitos, ya que se encargaba de captar a las posibles víctimas.