Vídeo: Cosiendo a destajo por 30 céntimos la prenda

3 de Junio de 2012

Agentes de la Policía Nacional han desmantelado tres talleres textiles clandestinos en Madrid. Los locales eran regentados por cuatro ciudadano chinos que han sido detenidos como presuntos autores de un delito contra los derechos de los trabajadores. Los arrestados explotaban laboralmente a compatriotas, que debían coser piezas de ropa a destajo a cambio de poco más de 30 céntimos por prensa. Los locales no tenían ventilación y escasa luz, vulnerando la legislación de prevención de riesgos laborales. Uno de los talleres se encontraba en el sótano de una vivienda unifamiliar y contaba con un único acceso que se encontraba cerrado con llave y sólo se podía abrir desde el exterior. Los trabajadores no podían acceder o abandonar el taller en cualquier momento, siendo especialmente grave en caso de evacuación urgente. Inspección de Trabajo clausuró ese local en el momento ante las condiciones laborales tan paupérrimas que presentaba.