Vídeo: Comienza el juicio contra un Guardia Civil por explotar sexualmente a varias mujeres

22 de Noviembre de 2010

La Audiencia de Girona juzga hoy a un Guardia Civil, su mujer, y un portero de un prostíbulo de La Jonquera por explotar a mujeres y engañarlas para ejercer la prostitución. El fiscal solicita penas de 24 años de cárcel para cada uno de los tres arrestados y multas de más de 22.000 euros por faltas de maltrato.Los acusados se han defendido durante el juicio. Nícanor Báez, el portero, afirman que las chicas sabían a lo que venían. También ha negado pertenecer a la red pese a que en las escuchas telefónicas se puede oír cómo pacta la llegada de más chicas.En el juicio únicamente declarará una de las tres víctimas puesto que de las otras dos una se encuentra en paradero desconocido y la otra no se ha prestado a declarar por miedo.Entre septiembre de 2001 y junio de 2002, según el fiscal, los tres arrestados explotaron sexualmente a tres mujeres ucranianas de 18 y 19 años en diferentes locales de Cataluña. Traían a las chicas, engañadas con falsas ofertas de trabajo, desde sus países de origen, y una vez aquí, las llevaban a hoteles y las obligaban a prostituirse bajo amenazas de hacerles daño a ellas o a sus familias. También las obligaban a entregarles el dinero que obtenían por sus servicios y a acostarse, como mínimo, con cuatro clientes por noche.El Guardia Civil, además, las amenazaba con que no podían huir puesto que él trabajaba en la policía y las podría localizar en cualquier lugar.El caso salió a la luz tras las escuchas telefónicas ordenadas por el juez al Guardia Civil.