Vídeo: El basuco, la nueva droga de los pobres

13 de Septiembre de 2010

El basuco es una nueva droga que se está extendiendo entre los toxicómanos. Se fabrica con los deshechos de la elaboración de la cocaína, mezclados con sustancias químicas no aptas para el consumo humano. Es altamente adictiva y tiene efectos letales para sus consumidores, y los expertos señalan que produce problemas psiquiátricos, pulmonares, cardiacos y vasculares. En Sudamérica es la droga más popular en las zonas marginales, y en España llegó al menos hace dos años, cuando los Mossos d’Esquadra desmantelaron en el Raval de Barcelona un laboratorio ilegal. El basuco es común en poli-toxicómanos con pocos recursos, que lo inhalan a través de una pipa, fumándolo. Un gramo cuesta diez euros y de cada uno salen hasta cinco dosis, aunque un adicto al basuco puede consumir entre 20 y 25 dosis diarias. Los centros de desintoxicación ya han alertado de que están tratando a jóvenes de 14 y 15 años enganchados al basuco.