Imagen de una caravana de taxis. Foto: Twitter.