El sufrimiento de los hijos de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin

Protagonista absoluta de las portadas del corazón esta semana, la infanta Cristina se enfrenta a un drama aún mayor que el de su imputación: el sufrimiento de sus hijos.

Qué.es 9 de abril de 2013

Galería de fotos

La Infanta Cristina, imputada

Las revistas del corazón ahondan en el drama que está viviendo la familia de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarín. Después de que el escándalo haya terminado de salpicar a la infanta con una imputación que de momento está en el aire, con sus bienes embargados y con un Urdangarin a punto de hacer la maleta con destino a Qatar, los más damnificados resultan ser sus cuatro hijos.

Según revela la revista de Sálvame, Juan Valentín (13), Pablo Nicolás (12), Miguel (10) e Irene (7) sufren la crueldad de sus compañeros de colegio, insultos incluidos, especialmente en el caso de los dos mayores.

Esto tendría a su madre sumida en una profunda tristeza. No en vano ha intentado rodear a sus hijos de un ambiente de absoluta normalidad, manteniendo sus actividades en Barcelona y tratando de alejarles del foco mediático. Durante las pasadas vacaciones de Semana Santa se pudo ver a la propia infanta disfrutando de su compañía en Baqueria Beret, muy cariñosa con todos ellos.

Juan Valentín y Pablo Nicolás ya han sufrido otros días complicados. Como el de la final de balonmano de España contra Dinamarca el pasado mes de enero: Iñaki Urdangarín acudió con ellos al partido y fue recibido con insultos y abucheos por el público asistente. "¿Cómo te atreves a estar aquí?". "¡Y has traído a tus hijos...!", gritaban otros espectadores.

Ahoa que su padre parece a punto de firmar un contrato por dos años para entrenar a la selección de Qatar junto a Valero Rivera, la familia podría replantearse su lugar de residencia. Sin embargo, todo apunta a que el deseo de la infanta, de momento, es mantenerse en Barcelona.Eso sí, según El Semanal Digital, podría mandar a sus hijos a cursar sus estudios fuera de España.