Siguiente Cabeza de caballo

Todas estas fotos tienen algo en común. Fueron captadas en el instante preciso. Tan solo un segundo antes o un segundo después no habrían tenido el más mínimo sentido. ¡Muy interesante!