Los beneficios de las tronas y las hamacas para tu bebé

¿Pensabas que son meros asientos o lugares en los que echarse? Puede que te lleves alguna sorpresa.

Qué! 18 de mayo de 2018

Los beneficios de las tronas y las hamacas para tu bebé
Foto: Archivo.

A medida que van creciendo, los pequeños de la casa van necesitando diferentes tipos de asientos y comodidades para favorecer su desarrollo y satisfacer determinadas necesidades. En las etapas más tempranas de edad, los bebés comienzan a gatear allá por donde pueden y, cuando su equilibrio se va desarrollando más, a mantenerse en pie para dar sus primeros pasos erguidos.

Es un proceso de aprendizaje natural e instintivo, que suele tener alguna caída y "coscorrón" por el camino. Durante este tiempo, y como es habitual, los padres siempre se enfrentan a la tesitura de hacerse con algún soporte o algo en lo que el niño o la niña pueda sentarse sin miedo a que se desequilibre, caiga y pueda hacerse daño. Lo más habitual en este sentido es hacerse con tronas bebe o cualquier otro asiento similar.

Se trata de elementos preparados y reforzados para garantizar no solo la seguridad, sino también la comodidad del pequeño. Su uso es tan habitual que muchos dan por sentado que es algo que no provoca problema alguno a "esos locos bajitos" como decía Serrat. Pero, ¿hasta qué punto son buenos este tipo de asientos?

Vamos a hacer un repaso para valorar no solo los beneficios de las tronas sobre los bebés, sino también de otros productos similares y también extendidos por la inmensa mayoría de hogares donde hay pequeños y pequeñas, como por ejemplo las hamacas bebe. Con esta información, te darás cuenta de que son mucho más que un simple asiento seguro.

Tronas, hamacas y asientos para bebés, ¿cuáles son sus bondades?

Los asientos en general se usan para que el bebé pueda estar seguro y tranquilo mientras se encuentran en una postura bastante cómoda, sin embargo, poseen otra serie de funciones que los hacen bastante beneficiosos para el crecimiento, el aprendizaje e incluso la diversión del pequeño; sobre todo si miramos a las tronas y las hamacas infantiles.

Integración familiar

Algo que ocurre sobre todo con las tronas. Al hacer que el pequeño o la pequeña estén más elevados, les permite estar a la altura de los más grandes de casa y, de esta forma, logran sentirse más dentro de la familia. Puede parecer algo superficial, pero la diferencia de tamaño es algo que cambia por completo la perspectiva y puede causar, incluso, cierta sensación de desplazamiento. De ahí la importancia de estos asientos elevados.

Facilidad de desplazamiento

Cuando están en las hamacas, es mucho más fácil llevarlos de un lado a otro de la casa si es necesario. Al ser estas de un material muy ligero, además de robustas, quien tenga que desplazar al bebé tiene que soportar poco más que su peso; por lo que puede llevarlo allá donde vaya y sin apenas dificultad alguna gracias a estos asientos reclinados. Si hay que moverse mucho por casa, son un medio totalmente eficaz.

Aprendizaje de normas

Además de integrarse con el resto, comienza a observar más patrones de comportamiento que le ayudan a aprender ciertas normas. Hacer que el niño coma con el resto en la misma mesa, pero sentado en su trona, le permite ver de primera mano, analizar e incluso normalizar ciertas conductas y códigos. Ve cómo se usan los cubiertos, cómo se debe comer y hasta cómo se debe beber gracias a lo que hacen los mayores. Aunque, claro está, también se puede fijar en otras conductas inadecuadas. Los pequeños son una esponja de conocimiento.

Entretenimiento para el pequeño

Otra de las bondades de las hamacas para bebés es que suelen incorporar diferentes utensilios con los que darles algo de diversión. Algunas incorporan juguetes de lo más básico, mientras que otras incorporan cojines con sonidos, elementos móviles y un sinfín de propuestas con las que los infantes se entretienen sin problemas y siguen aprendiendo cómo interactuar con los objetos que les rodean.

Seguridad y confort

Es uno de los puntos más básicos, claros y que más se persiguen con la compra de este tipo de elementos. Tanto las tronas como las hamacas para bebés tienen como finalidad otorgarles comodidad en una superficie segura. Así, pueden estar sentados, jugar, comer, interactuar con los demás e incluso dormirse sin miedo alguno a que puedan caerse o hacerse daño de ninguna de las maneras.

¿Te preguntabas hasta qué punto es bueno hacerse con alguno de estos asientos para los más pequeños del hogar? Recuerda que las hamacas suelen ser para edades más tempranas, mientras que las tronas para cuando son más grandes. Aun así, existen modelos que se pueden transformar para hacer las dos mismas funciones y, así, servir durante más tiempo. Sea como fuere, recurrir a ellas es saber que se tienen todas estas bondades a favor.




Servicios recomendados

Aviso legal

Copyright © Titaniun Gourmet, S.L, Madrid. 2013. Datos registrales: constituida en Madrid e inscrita en el Registro Mercantil de Madrid el 19 de julio de 2011 al Tomo 29049, Folio 73, Sección 8, Hoja M 523089, inscripción 1ª - C.I.F.: . B- 86237815 con domicilio social en Calle Alfonso XI, 4 y correo electrónico de contacto webque@que.es. Incluye contenidos de la empresa citada, del diario Qué Copyright © Titaniun Gourmet S.L., y, en su caso, de otras empresas del grupo de la empresa o de terceros.