Así es la precariedad laboral que sufren los trabajadores de Amazon, según los sindicatos

El sindicato sostiene que aunque Amazon cuente con su propio convenio, está obligada a respetar lo que dicta el Convenio Sectorial de Logística.

Qué! 9 de mayo de 2018

La Federación de Servicios a la Ciudadanía de CCOO (FSC-CCOO) ha denunciado en los Juzgados de lo Social la modificación de las condiciones de trabajo que Amazon aplicó tras la huelga de 48 horas en el centro de trabajo de Madrid los días 21 y 22 de marzo.

Según CCOO, la forma de proceder de la empresa no se ajusta a la legalidad y pretenden demostrarlo en los juzgados. "Existe un defecto formal de legalidad que deviene toda la actuación en nula. Además, el contenido y las condiciones impuestas contravendrían nuevamente la legalidad. Parece ser que Amazon sólo quiso leer lo que le permitía meter la tijera a los derechos de las trabajadoras y trabajadores a la hora de modificar unilateralmente el convenio", señala el sindicato en un comunicado.

Comisiones espera un resultado positivo del pleito que permita a la plantilla y a sus representantes poder negociar realmente una salida acordada.

El sindicato también ha instado a la Inspección de Trabajo por el incumplimiento del convenio que la empresa aplica unilateralmente en cuanto al abuso de la contratación de trabajo temporal. Sostiene que aunque Amazon tenga convenio propio, está obligada a respetar lo que dicta el Convenio Sectorial de Logística respecto a la contratación temporal, puesto que en el convenio de empresa este aspecto no está regulado y depende subsidiariamente del convenio sectorial.

Según el sindicato, el cumplimiento de lo que dicta el Convenio Sectorial de Logística supondría la conversión de más de la mitad de los contratos a través de Empresas de Trabajo Temporal en contratos fijos, una medida que podría afectar a más de 1.000 personas bajo esta modalidad contractual. Además, al ser puestos de trabajo estructurales, los mismos debieran realizarse por contratación indefinida, al no caber la eventualidad.

Tras la dimisión del director general de Amazon en España, François Nuyts, CCOO espera que el nuevo equipo recupere la coherencia y responsabilidad y cierre este conflicto mediante un acuerdo con los representantes sindicales, comprometiendo unas relaciones laborales futuras corresponsables y justas en cuanto a la participación de los beneficios que la empresa genera.