Fracasa la investidura de Jordi Turull tras la decisión de la CUP de abstenerse en la votación

Carles Puigdemont y Toni Comín, que se encuentran fuera de España, no pudieron votar.

Servimedia 22 de marzo de 2018

Jordi Turull no consiguió este jueves la mayoría absoluta necesaria para ser investido presidente de la Generalitat de Cataluña en primera votación al sumar 64 votos a favor frente a 65 en contra y 4 abstenciones.

Ese fue el resultado de la votación tras cinco horas de debate, y con dos votos delegados, de los diputados en prisión preventiva: Jordi Sánchez lo delegó en el propio Jordi Turull y Oriol Junqueras en Marta Rovira. Carles Puigdemont y Toni Comín, que se encuentran fuera de España, no pudieron votar.

Tal y como habían anunciado los distintos grupos, Turull sumó los votos de Junts per Catalunya y ERC, pero los cuatro diputados de la CUP se abstuvieron. Ciudadanos, PSC, Catalunya En Comú-Podem y el PP votaron en contra.

Al no haber conseguido la mayoría absoluta, y tal y como establece el Reglamento del Parlamento de Cataluña, Turull puede someterse a una segunda votación dos días después, es decir, el próximo sábado, en la que bastaría mayoría simple, algo no previsible si todos los diputados mantienen las posiciones expresadas este jueves. El presidente del Parlamento de Cataluña, Roger Torrent, convocó esa segunda sesión para el sábado a las diez de la mañana.

La sesión ha quedado suspendida hasta el sábado a las 10 de la mañana, cuando se producirá una nueva votación. Aunque sólo será necesaria una mayoría simple, todo apunta a que Turull tampoco será proclamado presidente.