Mas, Rufián y Echenique arropan a los investigados por rebelión en la Audiencia Nacional

El expresident ha denunciado que "con tribunales y violencia no se va a resolver el conflicto entre Cataluña y España".

Eva Villanueva 2 de noviembre de 2017

Al mismo tiempo que llegabana la Audiencia Nacional y al Tribunal Supremo una veintena de responsables del órdago secesionista en Cataluña, algunas de las voces más significativas del movimiento independentista no dejaban pasar la oportunidad de mostrar su apoyo a sus compañeros. 

Así, en el exterior de ambos edificios y al grito de "no estáis solos", se han dado cita el presidente del PDeCat, Artur Mas; los miembros de ERC, Gabriel Rufián y Joan Tardá; o Pablo Echenique, de Unidos Podemos junto a Albano Dante Fachín, de Podem. 

Todos ellos han denunciado la injusticia que supone que sus compañeros, exconsejeros y altos cargos cesados del Govern, así como la presidenta y miembros de la mesa del Parlament; tengan que rendir cuentas ante la justicia española. En relación a la decisión del jefe del Govern, Carles Puigdemont y de 4 de los conselleres cesados, de no presentarse, el presidente del PDeCAT, Artur Mas, se ha mostrado comprensivo con la decisión y ha señalado que forma parte de su "legítima" estrategia. 

El diputado de ERC, Gabriel Rufián, ha defendido a sus compañeros y al mismo tiempo ha reivindicado de forma explícita en su camiseta, la libertad de los "Jordis", los líderes de las organizaciones independentistas ANC y Òmnium.

También en la plaza de la Villa, cerca del Supremo y la Audiencia Nacional, se ha dejado ver el que fuera jefe de lo Mossos, Pere Soler.