El Parlament de Cataluña mantiene su órdago y aprueba la Ley de desconexión de madrugada

En la madrugada de este viernes, los independentistas han aprobado sin la oposición, la Ley de Transitoriedad Jurídica, para convertir a Cataluña en una República Independiente.

Eva Villanueva 8 de septiembre de 2017

Tras una segunda jornada de intenso y bronco debate, de nuevo, los 71 votos de Junts pel Si y la CUP han logrado sacar adelante la ley de ruptura con el Estado, en una votación en la que se han vuelto a ausentar Ciudadanos, PSC y PPC, después de haber intentado postergarla el máximo tiempo posible, y e la que se contabilizaban los 10 votos en contra de Catalunya Sí Que es Pot.


Bajo este paraguas, el Parlamento catalán ha aprobado la Ley de Transitoriedad Jurídica, que está llamada a convertirse en la "norma suprema del ordenamiento jurídico catalán" en un hipotético estado independiente, y mientras no se aprobara una constitución. Eso sí, el mismo texto recoge que sólo entrará en vigor si se celebra referéndum del 1 de octubre. 


El guión que iba a marcar la sesión del Parlament, era fácil de adivinar, porque los secesionistas iban a utilizar una estrategia similar a la que habían puesto en juego un día antes para "colar" la tramitación y votación de la Ley de Referéndum en el Parlament, con la complicidad de la presidenta de la Cámara, Carmen Forcadell. 


Finalmente, la votación se producía sólo horas después de que el Tribunal Constitucional suspendiera de forma cautelar la convocatoria de referéndum para el 1 de octubre.