Sánchez se plantea dimitir para no abstenerse en la segunda votación

El silencio del socialista sigue fomentado los rumores sobre su posible dimisión o la posibilidad de que el ex secretario general se salte salte la disciplina del partido. En ambos supuestos crearía grandes problemas internos en el PSOE.

que.es 28 de octubre de 2016

Tras la primera sesión de investidura fallida de Marian Rajoy, en la que todos los socialistas votaron 'no', tal y como acordó el Comité Federal, el futuro de Pedro Sánchez parece, otra vez, incierto.

Se sospecha que el ex secretario general podría dimitir antes de la segunda votación, que se celebrará el sábado 29, para así poder evitar tener que abstenerse. Este hecho le impediría poder volver a presentarse para digir el PSOE, por lo que le cerraría una puerta para poder reformar el partido desde su interior.

Por otra parte, si finalmente decide seguir con su argumentación de no permitr un nuevo gobierno del Partido Popular, votaría 'no' el próximo sábado. De esta forma se saltaría la disciplina del partido, alentado a los diputados que aún dudan sobre si absternese o no, a contradecir la decisión del máximo órgano. Las disputas internas que conllevaría esta acción podría provocarle grandes problemas dentro de su propia formación.

Lo que parece menos probable es que Sánchez se abstenga y permita gobernar a Rajoy cuatro años más. Por lo que estas son dos son las únicas opciones que baraja. Al parecer, tiene más claro votar 'no', según declaran fuentes cercanas al diputado.

Todo esto sucede en una semana clave para la formación de nuevo gobierno después de diez meses de una administración en funciones. Aunque Sánchez decida no seguir la disciplina del partido, según los números, el sábado saldrá muy problablemente elegido Mariano Rajoy como nuevo Presidente.