José Antonio Marina: "Si este país dedicase el 5% de su PIB a la educación seríamos como Finlandia"

"El objetivo de la educación no es saber por saber,es saber para actuar", afirma el filósofo | Esta entrevista ha sido incluía en la edición impresa del 16 de febrero de 2018.

Arturo San Román 16 de febrero de 2018

José Antonio Marina: "Si este país dedicase el 5% de su PIB a la educación seríamos como Finlandia"
Foto: Archivo

José Antonio Marina, filósofo, escritor y pedagogo. Es una de las grandes referencias de España y del mundo en el estudio de la inteligencia y sus diferentes manifestaciones. La educación siempre ha sido una de sus grandes preocupaciones, a la que ha dedicado muchos años y esfuerzo, además de innumerables libros. Es el fundador de la Universidad de Padres y autor del 'Libro Blanco de la Educación en España', que ha cosechado muy buena acogida en el mundo académico pero poca respuesta política.

El 65% por ciento de los niños de hoy trabajarán en profesiones que hoy no existen. ¿Está preparado este país para ese reto?

No está preparado ni este país ni ninguno. En este momento todas las acciones están en estado de alarma educativa, precisamente porque tenemos que educar para un mundo que viene con muchísima rapidez y que no conocemos.Por eso, en el momento más delicado, que es la adolescencia, desde la Fundación Universidad de Padres estamos poniendo en marcha todo un proyecto de investigación sobre el conocimiento profundo, es decir un tipo de conocimiento muy básico y exible que les permita aprender con mucha rapidez y durante toda su vida.

¿Las nuevas tecnologías y sus opera- dores son los nuevos docentes?

Es un problema serio. El negocio de la educación está moviendo una dimensión extraordinaria de dinero, en 2015 fueron más de 4.3 billones de euros, es decir cuatro veces el PIB español, y eso está haciendo que los grandes operadores, que son muy listos y con mucho dinero, como IBM, Microsoft o Google, entre otras, tomen posiciones y va a llegar un momento en que sus propuestas educativas, que están dirigidas hacia su negocio, van a tener tal potencia que los Estados no van a poder controlar sus sistemas educativos. Hay que estar muy vigilantes.

¿Qué papel juegan las redes sociales en la educación de nuestros jóvenes? 

Las redes sociales están conformando unos individuos muy vulnerables, porque se diluyen en la red. Tenemos que fortalecer la capacidad de las personas para rebelarse, controlar, criticar o aceptar las redes, o vamos hacia un tipo de personalidad muy desdibujada, en lo que lo único que hacen es transmitir mensajes que no saben de dónde vienen ni dominan, y que solo se remiten a retuitear sin leer en profundidad lo que dicen y saber si están de acuerdo con toda la extensión del tuit.

El problema de las redes es muy serio porque las personas no se dan cuenta de hasta qué punto es importante que tengan un punto de vista crítico ante las redes, y esto en el mundo educativo es muy importante.

¿Cuál es la base de una buena educación?

En los cursos de la Universidad de Padres, lo tenemos claro. Teniendo en cuenta la complejidad del mundo actual y del que viene, en lo que tene- mos que formar a nuestros alumnos es para saber tomar buenas decisiones y ponerlas en práctica, esto es lo fundamental en la vida, todo lo demás, el conocimiento: gestionar
las emociones, hábitos de tenacidad, etcétera, es una condición para lo importante, que no es otra cosa que cómo actuar en la vida personal o profesional. Para eso hay que saber muchas cosas.

 Es estúpido el descrédito actual de la memoria, porque todo lo que hacemos, comprendemos o creamos parte de nuestra memoria, debemos ayudar a cada alumno a que con gure su memoria para estar en buenas disposiciones para tomar sus propias decisiones y que sean autónomos. El objetivo de la educación no es saber por saber, es saber para actuar.

 ¿Están desconcertados los docentes en España?

Por supuesto. En España, nadie -y lo digo literalmente-, nadie se ha preocupado en formar a los profesores, necesitamos algo parecido a un MIR educativo, hay que cuidarles más y aumentar su prestigio, la calidad de un sistema educativo es la calidad de sus docentes.

De tu 'Libro Blanco sobre la Educación' se habla bien, pero no se implementa. ¿Qué ocurre con la Administración?

Las administraciones educativas tienen una gran indolencia respecto a la educación. No se dan cuenta de la importancia de la educación, se mueven entre la pereza y la falta de gestión, y además en la con anza ingenua de creer que si tienen 'BOE' pueden cambiar la escuela, y no es verdad, las escuelas cambian cuando cambie lo que hay dentro de las aulas y hay que acercarse a sus protagonistas.

¿Hay solución?

Si este país dedicase tan solo el 5% de su PIB a la educación, podríamos tener en cinco años un sistema educativo de un nivel similar al de
Finlandia, pero la pregunta es ¿por qué no podemos conseguirlo?, y la respuesta es clara, porque los gobier- nos no saben gestionar el sistema educativo. Se han hecho recortes injusti cables, no se preocupan de un pacto educativo serio y de que toda la nación se ponga a trabajar en la construcción de un sistema educativo acorde con las necesidades de la sociedad.

Violencia de menores. ¿Se nos olvida educar en valores?Sin lugar a dudas. Una de las discusiones más indignantes que ha tenido este país sobre educación fue el de la asignatura de Educación para la Ciudadanía, que no era otra cosa que educación para los derechos humanos, era una ética laica, una educación en valores éticos. Cuando decían que la escuela no tenía la potestad para educar moralmente, ¿entonces en qué estamos educando?, ¿en la inmoralidad?

 La educación es fundamentalmente educación en valores, si no educamos en valores positivamente, estamos educando en la ausencia de valores, y ese hueco lo van a ocupar las redes o la televisión.

¿Para qué sirve la Filosofía?

La Filosofía es un servicio público, porque es la única disciplina que educa el sentido crítico, la capacidad de razonar sobre las cosas, y esto es necesario para una democracia de alto nivel. La Filosofía debería estar en la lista de los derechos humanos porque está en la base de la compre- sión del resto de los derechos