El Tribunal Supremo, "las personas con discapacidad tienen derechos y no favores"

El vicepresidente del TS, Ángel Juanes, ha ofrecido la ponencia inaugural del 'I Congreso nacional del derecho de la discapacidad'
· La inauguración oficial ha corrido a cargo del rector de la Universidad Miguel Hernández de Elche, el presidente del CERMI y de la Fundación Derecho y Discapacidad, el secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad y el alcalde de Elche

Arturo San Román 15 de noviembre de 2017

El Tribunal Supremo,  "las personas con discapacidad tienen derechos y no favores"
Inaguración Congreso Cermi.

El vicepresidente del Tribunal Supremo (TS), Ángel Juanes, ha destacado este miércoles que "las personas con discapacidad tienen derechos, y no favores", por lo que ha hecho un llamamiento a construir una sociedad más justa, "porque además, una sociedad inclusiva está mucho más preparada para afrontar los retos de futuro que nos esperan".

En estos términos se ha manifestado Angel Juanes durante la ponencia inaugural del 'I congreso nacional del derecho de la discapacidad', que se celebra en el Centro de Congresos Ciutat d'Elx del 15 al 17 de noviembre, y al que asisten más de 200 personas y participan 20 ponentes. 

La inauguración oficial ha corrido a cargo del rector de la Universidad Miguel Hernández de Elche, Jesús Pastor; el presidente del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) y de la Fundación Derecho y Discapacidad, Luis Cayo Pérez Bueno; el secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Mario Garcés, y el alcalde de Elche, Carlos González.

El vicepresidente del Supremo ha enumerado muchos de los avances que se han producido en materia legislativa y en el mundo judicial a través de diferentes sentencias en favor de la igualdad de oportunidades de las personas con discapacidad, aunque ha reconocido que "todavía queda mucho camino por recorrer".

"Hay que subrayar que nuestra Constitución obliga a promover la libertad y la igualdad de toda la ciudadanía, lo que implica la eliminación de obstáculos y barreras, y recoge el principio de dignidad y no discriminación", ha apuntado Angel Juanes, que ha recordado además que la Carta Magna define a España como un Estado social y de derecho. Eso sí, ha precisado que esta concepción social del Estado no será completa si no se acompasa con el Estado de Derecho".

Ha concluido su intervención expresando su deseo de que "las conclusiones que se alcancen en este congreso sirvan para hacer una sociedad más justa, solidaria y equitativa, y ha puesto en valor la importancia del derecho para avanzar en este sentido. EN todo caso, ha aclarado que "no todo se puede resolver mediante leyes, sino que la educación, la economía y la ética tienen mucho que decir".

UNA DISCIPLINA CON VOLUNTAD EXTINTIVA

Previamente, en la inauguración oficial, el rector de la Universidad miguel Hernández de Elche ha mostrado su satisfacción por el hecho de que se haya elegido Elche para celebrar este congreso y ha expresado su deseo de que "este encuentro sea recordado por las diferentes propuestas que de aquí salgan". Asimismo, ha resaltado que "es responsabilidad de las administraciones adoptar las medidas necesarias para garantizar la igualdad de oportunidades de las personas con discapacidad, como es el caso del acceso a la educación y a las nuevas tecnologías".

Por su parte, el presidente del CERMI y de la Fundación Derecho y Discapacidad ha lamentado que "las personas con discapacidad y sus familias, tras 40 años de vida democrática y pese a que la Constitución nos menciona, estamos lejos de unos estándares aceptables de inclusión y acceso a bienes fundamentales", por lo que es necesario "dar carta de naturaleza a una rama del Derecho proyectada sobre la discapacidad".

A su juicio, "tenemos todos los materiales para que de esta ciudad y de este congreso surja una disciplina modesta, pero con aspiraciones de consolidarse y crecer para proporcionar mejoras para la vida de las personas con discapacidad. Nacería así el derecho de la discapacidad, una disciplina con voluntad extintiva. Cuando la discapacidad ya no fuera un elemento de discriminación, sino una nota más de diversidad humana como llevar o no gafas, ese derecho de la discapacidad estaría llamado a morir porque ya no sería necesario".

Mientras, el secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad ha declarado que "el derecho debe estar encaminado directamente a buscar respuestas sociales, a buscar soluciones, y por eso es tan importante lo que hoy hacemos aquí en este congreso". Así, ha manifestado que "espero que dentro de unos años se haga otro encuentro y comprobemos todos los avances que se han conseguido para las personas con discapacidad y sus familias".

Por último, el alcalde de Elche ha puesto el acento en la importancia que tiene para el municipio el hecho de acoger un encuentro de este tipo y ha subrayado que "tenemos una larga tradición de trabajo en favor de las personas con discapacidad". Ha comentado también que como punto positivo que "el objetivo central de este congreso no solamente es hacer un debate científico, sino hacer propuestas de mejora de la legislación española para que se pueda mejorar la vida de las personas con discapacidad".

"Este congreso supone un paso importante para la inclusión de las personas con discapacidad. Quiero además poner de manifiesto la determinación del Ayuntamiento para adoptar las medidas necesarias en su ámbito competencial para favorecer la igualdad de las personas con discapacidad", ha remachado el regidor ilicitano.

El 'I Congreso Nacional de Derecho de la Discapacidad' ha sido organizado por el CERMI, La Fundación Derecho y Discapacidad y el Real Patronato sobre Discapacidad. Cuenta además con el patrocinio de Garrigues, Conselleria de Políticas Inclusivas de la Generalitat Valenciana, Ayuntamiento de Elche, Hidraqua, Universidad Miguel Hernández de Elche, Fundación Pascual Ros Aguilar, Fundación Juan Peran Pikolinos, Ibidem Law & Strategy, ilustre Colegio de Abogados de Elche y la Fundación Æquitas.