El CERMI quiere que se admita a personas usuarias de 'scooters' en el transporte público

El Comité Español de Entidades Representantes de Personas con Discapacidad ha elaborado una propuesta de reforma de la legislación actual.

El objetivo es acabar con las situaciones discriminatorias que siguen afrontando los usuarios de sillas de ruedas eléctricas o de 'scooters' al viajar

@arturosanromanf 13 de marzo de 2017

El CERMI quiere que se admita a personas usuarias de 'scooters' en el transporte público

El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) ha solicitado al Ministerio de Fomento que modifique la normativa actual de transportes para asegurar el acceso de las personas que utilizan sillas de ruedas eléctricas y 'scooters' a los diferentes medios de transportes, puesto que en la actualidad no existe una regulación adecuada, produciéndose situaciones de no admisión, a veces muy conflictivas, que perjudican gravemente el derecho a la libertad de desplazamiento de las personas con discapacidad.

Con este fin, el CERMI ha remitido un escrito al director general de Transportes Terrestres del Ministerio de Fomento, Joaquín del Moral, junto a una documentada propuesta de modificación del Real Decreto 1544/2007, de 23 de noviembre, por el que se regulan las condiciones básicas de accesibilidad y no discriminación para el acceso y utilización de los modos de transporte para personas con discapacidad. Además, el CERMI solicita una reunión con el director general para abordar esta cuestión en profundidad.

Actualmente, en España el acceso a los medios de transporte de personas usuarias de silla de ruedas manual está regulado y es un hecho cotidiano y normalizado. Sin embargo, las sillas de ruedas eléctricas y, en particular, los 'scooter' no suelen ser admitidos en los vehículos de transporte, aun siendo compatibles la mayoría de ellos con los espacios y el resto de características de accesibilidad disponibles en los mismos. Por ello, es necesario seguir elejemplo de otros países como Reino Unido y Australia.

Entre los cambios que propone el CERMI destaca otorgar la misma categoría legal de silla de ruedas a las que llevan motor y a los 'scooters', que se admita siempre las sillas de ruedas como equipaje y no suponga un sobrecoste para el pasajero, y que el usuario pueda viajar en un asiento común en viajes de media y larga distancia con la accesibilidad adecuada. Asimismo, el CERMI considera que es necesario que cada cuatro años se revise el Real Decreto 1544/2007 para ir dando cobertura legal a los avances que se vayan produciendo en materia de accesibilidad por el desarrollo de la tecnología.

En materia ferroviaria, la plataforma de la discapacidad pide que se garantice un mínimo suficiente de espacios para los viajeros que realizan su trayecto en la silla de ruedas, y que exista un número adecuado de asientos accesibles en lo que a la transferencia del usuario se refiere si no viajan en su silla de ruedas o 'scooter'.

En esta línea, el CERMI reclama que se garantice la igualdad a los pasajeros con movilidad reducida que utilizan 'scooters' o sillas de ruedas eléctricas en los autobuses urbanos e interurbanos, así como en el transporte marítimo, donde debe haber espacio suficiente para las sillas de ruedas y se debe prestar atención a que los suelos no sean deslizantes.