Vídeo: La víctima del caníbal de Miami da las gracias

22 de Mayo de 2013

Se cumple un año desde que Ronald Poppo perdiera los ojos y la nariz en un brutal ataque en un puente de Miami cuyas imágenes dieron la vuelta al mundo. Rudy Eugene, un vagabundo de 31 años de edad que contaba con un historial de abuso de drogas, le asaltó y le deformó la cara a mordiscos. Ronald Poppo ha querido dar las gracias al personal médico que le atendió.