Molina Molina: "El nuevo disco saldrá a mediados de mayo"

Molina Molina presentará este viernes su nuevo disco en la madrileña sala Café La Palma. La gran esperanza blanca (Warner, 2017) saldrá en la segunda mitad de mayo en formato vinilo y recogerá todos los singles anteriores, una colaboración especial y varios temas inéditos como Estilo Imperio, la cual interpreta en acústico para nuestros lectores.

Javier Navarro 5 de abril de 2017

Molina Molina interpreta 'Estilo Imperio' en acústico para Qué!

Aunque no case con la definición clásica de indie por pertenecer a una de las grandes discográficas, podemos hablar de Pepe Molina -Molina Molina- como uno de los artistas más alternativos e independientes del panorama musical nacional.

Él decide cuando, como, donde y con quién se hacen las cosas. El es dueño de su música y de un pequeño duende que dice se le aparece por sorpresa y le trae un regalo inesperado en forma de canción.

En tan solo unas semanas presentara La gran esperanza blanca, su primer LP tras varios singles lanzados en plataformas digitales. Este mismo viernes lo presenta en el madrileño Café La Palma. Hablamos con él.

Molina Molina no es tu primer proyecto. ¿De qué es herencia?

Es la versión 2.0 de mi mismo después de estar muchos años en otras veinte mil cosas. Es el quitarte todo tipo de ornamento, disimulo y apariencia. Es la pureza de lo que yo soy. Hago lo que me da la gana y de la forma que me da la gana.

Llegaste a Warner con un proyecto anterior que finalmente no salió. Lo que haces ahora dista mucho de aquello. ¿Que convenció a la compañía de Molina Molina?

Al final lo que vieron en mi fue la forma de hacer las canciones y la sinceridad. La emoción de que hago todo con muchas ganas. Ver a alguien con las cosas tan claras te hace pensar: "Yo quiero a este en mi equipo".

Tienes tantas ganas de hacer cosas que te encargas de la composición, la fotografía, las portadas, los videos e incluso plataformas ficticias de promo como WarnerPop. ¿A qué se debe esta multidisiplinariedad?

Me gusta hacer todo. Me gusta sentirme vivo y no aburrirme. Además de WarnerPop, como dices, hay un spin up en Fotonovela con Las Molinetes, que son las coristas y a lo mejor hasta graban un single. Voy creando ramificaciones y divirtiéndome. ¿Por qué no?

¿Y hasta donde va a llegar esta ramificación? Molina Molina está tocando diversos géneros musicales, recintos y aspectos.

Puede llegar a cualquier sitio. Hay cosas que se pararan y otras que no. No toco los palos por agradar a todo el mundo, sino porque salen de mi cabeza. No hago las cosas para gustar, aunque sea la finalidad. No voy a hacer una tarta de nata porque a ti te gusten las tartas con nata, sino porque me gusta a mi.

Hablabas antes de Fotonovela, la versión del tema de Iván que se incluirá en La gran esperanza blanca. ¿Por qué versiones esta canción y no otra?

Yo tengo cuatro canciones míticas que iré versionando poco a poco. Esta era una de ellas. Era una de esas canciones que siempre tienes en la cabeza. Además, vi el momento de dar un pequeño paso hacia la electrónica sin perder la guitarra. Mucha gente me dice que no es una versión, si no una réplica de la original. Tan solo hemos añadido -junto a Nanet Navarro de Estenopeica- guitarra y batería.

¿Desprenderte de guitarras y tender hacia lo electrónico? ¿Hacia dónde camina Molina?

No se si hacia lo electrónico como pureza, pero si que me gustaría desprenderme un poco de la guitarra. Las cosas que voy a hacer a partir de ahora van a estar compuestas con piano, cambiando un poco la forma de las canciones. Se que puedo extender mi abanico por ahí. Quiero probarme.

Sin embargo, acabas de crear un segundo grupo -Oso Miel Oso- donde hay un sonido mucho más rockero. ¿Nació para compensar esta falta progresiva de guitarras en Molina?

Lo de Oso ha sido curioso. Es un grupo que nace para pasarlo bien y aprovechar los ratos libres que tengo yo en Madrid. Quedé con Mikel Sagüés -ex de Purr-, que fue mi primer manager, y lo hicimos por divertirnos. A día de hoy estamos incluso en festivales. Lo paramos porque se nos va de las manos. Es algo más visceral, más de desprendernos de prejuicios. Está hecho para rendir homenaje a la música con la que yo empecé en esto, que es el grunge.

¿Llegaría a adelantar a Molina en cuanto a importancia?

Mi proyecto es, únicamente, Molina Molina. Con Oso tan solo estoy aprovechando la oportunidad.

El primer día que nos conocimos te presentaste como alguien que hace canciones chulas. ¿Qué es una canción chula?

Es una canción que escuchas y simplemente no te hace pasarla. Te hace sonreír y al terminar la tarareas. En la primera escucha te hace quedarte con algo de la canción.

Centrándonos en La gran esperanza blanca, necesitamos saber una fecha de salida.

No hay fecha cerrada, pero será a mediados o en la segunda mitad de mayo. La fabricación del vinilo se está yendo de las manos.

¿Y cual es su canción más chula?

Hay dos. La primera se llama Contradicción, que es la mejor canción del disco, y también hay una segunda que quedará grabada en mi memoria y mi historia porque la cantaré con uno de mis ídolos, el cual no puedo desvelar todavía.

Cuál de las caras de Molina tendrá cada una de ellas? ¿Reflexiva o electrónica?

He vuelto a casa es la más cálida y reflexiva del disco. La más artesanal, de letra. Contradicción es lo contrario. Es para bailar, despreocupada. Es la canción por la canción. Sin buscar nada más.

¿Y alguien que quiere escuchar una canción quería escuchar la otra en el mismo disco?

Sí. La gente, cuando escucha cualquier canción intenta buscar algo más. Cuando alguien escuche Contradicción buscará seguir en esa linea, pero puede que la sorpresa sea todavía más positiva. No me voy al metal ni el trap, pero si que cambio sin prejuicios ni limitaciones.

¿Te ves haciendo trap?

No todavía pero, como te digo, no tengo prejuicios. Hay grandes artistas, como C. Tangana. Lo mismo hay alguna versión pronto. Ahí lo dejo.

Por último, ¿cómo trasladaréis el viernes este conjunto de géneros al directo?

Sonará más homogéneo. Sonará a banda y aunque llevamos cosas pre grabadas, sonará a algo parecido al disco. Eso también es riqueza. para escuchar lo mismo que en el disco, me quedo en mi casa. Intentaremos cambiar melodías.