Yurena: "El famoso 'No cambié' nunca me gustó"

Con motivo del lanzamiento de su último disco 'Around The World', Yurena ha concedido una entrevista en el diario Que.es para hablar sobre este nuevo trabajo discográfico, el cambio en su estilo musical y cómo recuerda su vida de hace 15 años, cuando triunfó bajo el apodo artístico de Tamara.

Que.es 29 de noviembre de 2016

Descríbeme con tres palabras a la Yurena actual

Fuerza, coraje y luchadora.

¿Y tu música?

Puro ritmo, sentimiento, pista de baile...

¿Crees que has encontrado con el dance un hueco en la música?

Me he afianzado más que nunca con el estilo dance en mi nueva etapa musical que comenzó en el año 2012. Ahora es cuando más afianzada y más realizada me siento. Creo que de alguna manera es mi sello personal y todo mi público me identifica con ese estilo musical, cantando en inglés y con el tipo de temas que estoy haciendo.

¿Cómo se produce ese cambio musical?

En el año 2006, tras publicar mi último maxi single, hago un parón de forma voluntaria porque anímicamente no podía más y monto un bar de copas. En ese tiempo en el que estuve apartada rechacé miles de ofertas de todo tipo. Necesitaba pensar y curarme anímicamente de todo lo que venía arrastrando por el linchamiento mediático que sufrí durante tantos años. 

En este aspecto, ¿crees que los medios de comunicación han cambiado?

En general creo que han cambiado un poquito a mejor. Nadie me va a sacar de mi verdadera profesión, por la que tanto he trabajado y en la que tantos años llevo. Después de todos esos años de parón, cuando ya estaba bien y dispuesta a volver con más fuerza decidí traspasar el pub, me presentaron a estos compositores de UVEEFEUVE y opinaron que el estilo de música que yo debería adoptar es el dance y en inglés. 

Además del estilo, ¿qué diferencia hay entre la Tamara de entonces y la Yurena de ahora?

En el tema musical se puede ver. Personalmente, en todo. De aquella chica de hace 15 años queda muy poco, si es que queda algo. Soy mucho más fuerte.

¿Cómo recuerdas aquella época?

Tengo buenos recuerdos, pero también malos, porque fue un camino realmente duro. Desde el año 90 hasta el año 2000 fue una lucha diaria, tocando mil puertas, a discográficas, emisoras de radio... una lucha como la de cualquier artista.

¿Cómo crees que ha cambiado esta lucha por intentar sobrevivir en el mundo de la música?

Siempre ha sido muy complicado, pero es cierto que desgraciadamente en los últimos años con las descargas ilegales ha cambiado mucho, pero a peor. Es muchísimo más difícil ahora de lo que lo era hace 20 años.

¿Qué es mejor: tener un buen padrino o tener calidad?

Es más rápido el padrino, con o sin calidad. Luego ya el público decide si merece la pena. El padrino te da esa oportunidad que otra gente no tiene. La rapidez es brutal, pero luego hay que demostrar si vales para ello. Yo que nunca he tenido padrino.

Has triunfado aquí en España y ahora lo haces también en China...

Sí, hice dos giras y fueron maravillosas.

¿Cómo se vive la música allí en comparación con España?

El público, por su carácter y su cultura, son muchísimo más tranquilos, muy respetuosos, muy calladitos. Aquí en España somos más expresivos y lo damos todo en un concierto. Ellos lo están disfrutando pero su forma de demostrarlo es estando quietos y callados. 

¿Y si se mueven es que no les gusta?

Si no les gusta se mueven, no están atentos, se dispersan... cuando todos al unísono están callados y mirando es que les está gustando. 

¿A qué otros países vas a llevar 'Around The World'?

Mi intención es llevarlo a Latinoamérica y ampliar mercado en muchísimos sitios más.

Si pudieras cambiar algo de lo que hiciste en el pasado, ¿qué sería?

Musicalmente hablando no cambiaría nada, ni siquiera la canción que menos me gusta. Al final todo lo que he hecho es un aprendizaje. El famoso 'No cambie' a mi nunca me gustó. La gente empezó a cantarla y por presión popular la discográfica que me fichó se vio obligada a meterla en el disco.

¿Te gustaría que la gente no te recordara por esa canción?

No, me gustaría que toda la gente que no ha seguido mi trayectoria entienda que no soy la chica del 'No cambié', que tengo una trayectoria musical y muchos temas. No se puede encasillar a un cantante con un tema toda su vida.

Igual ese es el problema de España...
Eso es un problema. El encasillamiento y el prejuzgar.

¿Qué cambiarías para que no se te hubiera encasillado o prejuzgado?

Hay cosas que cambiaría, pero por otra parte, si no las hubiera vivido no sería la persona que soy hoy en día, por tanto no reniego de nada, porque me gusta en la persona que me he convertido. Hay algo que sí cambiaría y es no haber sido tan inocente, tan crédula. Yo era una persona que creía en todo el mundo y he pecado de eso.

¿Crees que tu paso por 'Supervivientes' te ha ayudado a quitarte etiquetas?

Eso es lo triste. Piensas: '¿por qué he tenido que pasar por un reality para que la gente cambie de opinión si yo soy así?'. No soy diferente fuera. Por otra parte es positivo porque, independientemente de la cuestión económica, mi principal objetivo al entrar a 'Supervivientes' era que el público que tenía una imagen absolutamente equivocada de mi me iba a conocer, con mis defectos y mis virtudes.

¿Mantienes contacto con alguno de tus compañeros?

He visto a Víctor Sandoval, con quien ya tenía una amistad desde hace muchísimos años y a Miriam, con la que conviví más tiempo. Al resto de compañeros no los he visto ni tengo ningún tipo de contacto. 

¿Y con Víctor, tu ayudante en la isla?

No lo volví a ver. Hubo un piquito en la despedida, porque fue la última vez que lo vi. 

¿Irías a 'Gran Hermano VIP'?

Antes de 'Supervivientes' me ofrecieron otros realitys y los rechacé. Estuve en 'Hotel Glam' hace muchos años y tenía claro que no quería entrar en otro. Pero a 'Supervivientes' era diferente. Es el reality ideal para que te puedan conocer de verdad, aunque todavía queda mucho por conocer de Yurena.

¿Cuál tu objetivo para el futuro?

A nivel musical continuar haciendo música, siempre lo que yo decida porque voy a seguir en la autoproducción y no defraudar a mis 'yurefans', que siempre me han apoyado. Continuaré trabajando en la música y me gustaría ser presentadora de televisión.

¿De qué tipo de programa?

Podría ser un programa de testimonios, un magazine informativo aunque tuviera parte de corazón...

¿Tipo un Diario de Patricia?

Me gustaría porque conecto muy bien con la gente. Y a nivel personal, no tengo pareja y me encantaría enamorarme, formar mi hogar.