Un estudio realizado entre los motoristas, revela que el 65% de los automovilistas, no les respetan cuando conducen

El estudio se ha desarrollado a través del testimonio de más de 600 hombres y mujeres moteros de España.

Wenceslao Pérez Gómez 25 de junio de 2018

Según un estudio realizado por Midas y la Fundación PONS, el 65% de los motoristas españoles considera que los automovilistas no les respetan cuando conducen. No obstante, el 86% de estos se muestra autocrítico, reconociendo que peca de imprudente, cuando conduce entre coches por grandes ciudades o zonas urbanas. Estas son algunas de las conclusiones del I Estudio 'Radiografía del Motorista en España'. Al desgranar estos datos, se aprecia que son, fundamentalmente los más jóvenes y los conductores de ciclomotores o de vehículos de pequeña cilindrada, esto es, de menos de 125 cc, los que tienen una opinión más negativa de sí mismos y, piensan que los motoristas son menos prudentes que los automovilistas. Por el contrario, los conductores de motos de más de 500 cc consideran que son más prudentes que el resto de los conductores.

El estudio se ha desarrollado a través del testimonio de más de 600 hombres y mujeres moteros de España, mayores de edad y, ha querido observar también, el tipo de conducción que practican los motoristas cuando circulan por ciudad o viajan por carretera. Los resultados no dejan indiferente. Y es que más de la mitad de los entrevistados, el 56%, destaca que es más peligroso conducir en zonas urbanas que en grandes vías o en carreteras, siendo este porcentaje solo invertido en el caso de las mujeres y los conductores de ciclomotores a los que, en mayor medida, les da más miedo circular por carretera con su vehículo de dos ruedas que por ciudad.

Según Pere Navarro, ex director de la DGT y actual Consejero de Movilidad y Seguridad Vial de Fundación PONS, la dificultad de la convivencia de la moto con otros medios transporte tiene que ver con que "mientras el transporte público, el automóvil y la bicicleta tienen sus carriles reservados y el peatón tiene su espacio en la aceras, las motocicletas no disponen de un espacio propio y tiene que compartirlo con los otros modos, lo que motiva que todos hablen mal de las motocicletas. Debemos repensar el diseño urbano para adecuar la ciudad a la nueva realidad de cada vez más motos y menos coches", concluyó Navarro.
Las amenazas viales de los motoristas

La existencia de "trampas" en la calzada, como las marcas resbaladizas de pintura, los rejillas sobre el pavimento o los baches, son señalados por los motoristas como los mayores peligros a los que se enfrentan en su día a día. Un problema que se suma al que provocan los ángulos muertos que se producen durante la conducción y que les impiden observar la aproximación de automóviles cercanos. 

La falta de respeto hacia la distancia de seguridad, la existencia de guardarraíles en carreteras y autopistas, así como la práctica habitual de adelantar por la derecha que suelen llevar a cabo muchos conductores, completan la lista de factores que apuntan los entrevistados como 'muy importantes' a la hora de causar accidentes. Una lista que en el caso de las mujeres moteras se amplía al señalar la falta de protección del equipamiento diseñado para este perfil de conductor que reclama cascos más seguros y con mayor protección ante caídas. 

El respeto a las normas de circulación o límites de velocidad es otro de los aspectos sobre el que se ha consultado a aquellos que conducen ciclomotores o motos. Los motoristas se consideran cumplidores de las señales de circulación en la mayoría de los casos (93%) y sólo excepcionalmente reconocen saltárselas. El 88% y 79% de ellos considera que 'casi siempre' o 'siempre' respeta los límites de velocidad en carreteras y ciudades, respectivamente. No obstante, son los conductores que llevan una moto de más de 500 cc, los que más frecuentemente reconocen saltarse los límites de velocidad, tanto en ciudad como en carretera, mientras que las mujeres motoristas se muestran más respetuosas con los límites de velocidad y las señales de circulación.

El equipamiento que utilizan es esencial en la protección de los moteros. El casco es el único equipamiento universal de los motoristas; el 81% utiliza el casco integral, mientras que el 35% usa el casco abierto en ocasiones, especialmente cuando viaja en ciclomotor. Siete de cada diez reconocen además llevar guantes y seis de cada diez viste chaqueta especial para moto. Otros accesorios utilizados, aunque en menor medida, son las coderas (30%), botas (22%) o chaleco de protección (20%).

El I Estudio "Radiografía del motorista en España" da pistas también sobre el perfil del motorista en nuestro país, señalando que dos de cada tres moteros son varones y, la mayoría (55%) mayor de 40 años. La mitad de los motoristas conduce una motocicleta de hasta 125 cc (51%) y el resto (49%) se decanta por vehículos de mayor cilindrada. 

Las comunidades autónomas que cuentan con un mayor parque motociclista son Andalucía y Cataluña, con el 23% y 21% respectivamente, seguidas de la Comunidad Valenciana y Madrid, con una presencia motera del 12% y 9%, respectivamente.