Arturo Fernández explota, está "harto" de "presiones" y avanza que se verá en los tribunales con quien ofenda a CEIM

Reprocha a Alfaro que no se puede ganar con "mentiras" y acusa a su candidatura de incurrir incluso en un caso de acoso laboral

13 de marzo de 2014

Reprocha a Alfaro que no se puede ganar con "mentiras" y acusa a su candidatura de incurrir incluso en un caso de acoso laboral

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

El presidente de CEIM, Arturo Fernández, ha denunciado este jueves que "esta harto" de las "presiones" que está sufriendo desde los últimos tres meses cuando su gestión al frente de la patronal madrileña se marca por la "transparencia" y ha sugerido que detrás de ella está el otro candidato a dirigir la organización, Hilario Alfaro, avanzando que quien "vuelva a ofender" el nombre de CEIM "se verá con él en los tribunales".

En este sentido, ha insistido en que baraja tomar acciones legales contra todos aquellos que "mancillen" el nombre de la CEIM y que unas elecciones se ganan con "proyectos" y no "con mentiras". También ha sostenido que no se puede permitir que unas elecciones se conviertan en una "guerra" y ha denunciado, además, que "una secretaria general" de la organización "sufre acosos laborales por parte de la candidatura del señor Alfaro", al amenazarla con que se le va a llevar a los juzgados porque está "de parte" suya.

"Quién hay detrás, no tengo ni idea, pregunten al señor Alfaro. Supongo que Alfaro 'and company'", ha apostillado a los medios de comunicación en relación a la campaña de presión que ha denunciado durante su intervención en un desayuno informativo organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica.

Fernández ha comentado que en estas elecciones para presidir con la patronal madrileña "no se va a meter con el otro candidato" pero ha apuntado que Alfaro no puede pedir su dimisión al frente de la CEIM a raíz de la polémica que ha suscitado el presunto fraude en cursos de formación. "Hay que ser más caballero y más transparente", ha apostillado luego.

""QUE NO ME TOQUE LAS NARICES"

En este sentido, ha comentado que ya está "harto" de tres meses de presión contra él y otros miembros que han formado parte de su equipo como la exvicepresidenta Lourdes Cavero o incluso contra el propio presidente de la CEOE, Juan Rossell.

"Ya está bien, usted dedíquese a decir lo que va a hacer. No se dedique a hablar de los demás, que yo también podría hablar de los demás, que podría hacerlo pero que no voy a hacer. Estoy cansado de estos tres meses", ha espetado Fernández aludiendo como ejemplo a la "calumnia" publicada en un medio de comunicación de que Alfaro iba a recibir una llamada de la Casa Real para que no se presentara a CEIM.

Por tanto, ha apostillado que esperaba que la campaña para los comicios fuera "entre caballeros" pero que "no se puede ir de mentiras" para tratar de ganarlas. "Que no me toque las narices", ha zanjado luego en su intervención.