Sergio Dalma: "Un tío con 50 años, ya es un señor"

Un cuarto de siglo en la música que celebra con #Yoestuveallí, un disco y DVD grabado en Las Ventas (Madrid), saliendo por la puerta grande. Le gusta el vino, como actor sería Darín y las fans a veces le ponen en algún aprieto loco. Aun con todo, estos 25 años se le han pasado ¡Pum! Volando.

María Villardón 23 de enero de 2015

Un DVD en la Plaza de las Ventas, ¿te gustan los toros?

No. Tampoco soy antitaurino, a quien le guste ir que vaya y a quien no, que no vaya, igual que en el fútbol. Curiosamente, para los músicos el trabajar en una plaza de toros siempre es un templo muy especial, no sé porque, y más en las Ventas que siempre ha sido un referente.

¿Te sientes torero?

No, no, torero para nada. Todos mis respetos a los toreros, pero no. Me siento a gusto, es un espacio muy elegante y entiendo que la fiesta, el torero es un personaje elegante, y dicen los entendidos que es una lucha, un héroe. Pero a mí me gusta el espacio de la plaza de toros, nada más.

¿Eres un hombre de refranes?

No, creo que eso es cosa más de las abuelas. Quizás ahora no se utiliza tanto lo de los refranes.

¿Si tuvieras que elegir uno?

Me pillas en blanco. "Más vale tarde que nunca". Además en mi caso en las Ventas después de 25 años ya tocaba.

25 años en la música, ¿se te ha hecho largo o corto?

Cortísimo. Además cuando planteábamos el 25 aniversario, digo "¿Ya 25?". No te das cuenta de lo rápido que pasa todo.

¿En casa como te llaman?

Josep. Sobre todo en mi ciudad, cuando voy a Sabadell la gente que me recuerda de siempre, Josep, les parecía rarísimo llamarme Sergio o Sergi.

¿Tu mejor recuerdo de niño?

Lo recuerdo muy armonioso, siempre ha habido muy buena comunicación con mis padres. Recuerdo que constantemente sonaba mucha música italiana en casa de mis padres. Mi madre muy fan de Celentano y Cocciante o la imagen de mi bisabuela escuchando la radionovela.

¿Quién serías por un día?

Ricardo Darín, me encantaría. Tendría dos alternativas, la interpretación o el mundo del vino, tener viñedos.

Aún estás a tiempo.

No. Hay muchos que lo hacen pero creo que lleva muchos quebraderos de cabeza. Que lo hagan mis compañeros que yo me lo bebo.

Cuando alguien te deja, ¿qué vino tomas?

En ese momento es cuestión de un tequila o un mezcal. Es más ahogar las penas, es día salir de borrachera.

¿Alguien de tu entorno te dijo en tus inicios que lo dejaras?

No. Siempre tuve mucho apoyo por parte de la familia y de los amigos. Llevo desde los 16 años cantando en orquestas, pero desde pequeño tenía mucha vocación, con 7 años me apuntaba a los festivales de fin de curso.

¿Lo más bochornoso que te ha pasado con tus fans?

La mujer fan hacia artista hombre siempre es mucho más lanzada. A veces me han dicho que les firme en un pecho o "déjame que te de un golpe en el culo". Cosas que te hacen sonrojar un poco, la mujer es muy lanzada.

¿Qué haces en ese momento?

Como me ha pasado ya varias veces digo "Hombre, aquí delante de todo el mundo..." y dicen "Hostia, es verdad".

¿Te has dado cuenta que a lo largo de estos 25 años, tus fans abren más el abanico en edad?

Sí, es algo cojonudo. Cuando empiezas con un público adolescente, que les conoces a los novios, luego se convierten en maridos y ahora te vienen con los hijos que son casi más fans que los padres. Muchos se han vuelto fans a raíz de "Via Dalma", curiosamente canciones que son de hace años me han descubierto ahora.

¿La canción que más reconoce de ti la gente más joven?

Alguna como la de "Te amo" pero también a la vez me piden el "Bailar pegados".

¿No te hartas?

No. Sé que la tengo que cantar, soy incapaz de no tocar "Esa chica es mía", "Bailar pegados", "Galilea" o "Sólo para ti". En estos 25 años he dejado de cantarlas, pero constantemente hacemos arreglos nuevos para que suenen frescas.

Ya no se baila pegado, ¿tú bailas pegado?

Yo ya ni bailo. (Risas) No hay que perder esa sensualidad con tu pareja, ese acercamiento, ese piel con piel. A todo el mundo le gusta y a los chavales jóvenes también, faltaría más.

¿Qué regalo te haría tirárselo a la cabeza a alguien?

A veces me regalan peluches las fans y pienso "Hostia me verán con cara de toli para que me regalen un peluche a los 50 años". Pero pienso que el hecho de que alguien haya pensado en ti y te regale algo, es muy válido, nunca me produce rechazo.

Supongo que ya te habrán tratado de usted o llamado señor, ¿cómo te quedas ante eso?

Lo tomo como síntoma de veteranía, pero con 50 años yo también llamaba de señor y de señora. Muchas veces es por respeto y porque las canas marcan.

Pero canas, ¿tú siempre has tenido, no?

Sí, hace muchos años ya. Pero a mí no me molesta, evidentemente un tío con 50 años ya es un señor.

Cuando ves aquel "Bailar pegados" y tú jovencito, ¿qué piensas?

El día del festival de Eurovisión me vi bien, muy suelto. Ha habido otros momentos que depende de que ropa he dicho: "¡Madre mía, qué barbaridad!". Y unas melenas que parecía... (Risas) Pero bueno, era aquel momento.

Dentro de unos años nos miraremos y pensaremos quién nos había engañado para vestirnos así.

Eso nos pasa a todos. Ves tu álbum de fotos familiar y piensas "Madre mía, cómo han pasado los años".

¿Has robado algo alguna vez?

Algún chicle puede ser, cosa ridícula. Como cuando estaba en el cole y tenía que sacar una chuleta y copiar, se me veía en la cara, con lo cual no sé.

¿Eras buen estudiante?

Normal, yo era de los que estudiaba lo justito para aprobar, bastante vago en ese aspecto, creo que podría haber sacado mejores notas pero...

¿Te has buscado en Google?

Lo reconozco, muchas veces. Me gusta ver lo que la gente cuelga, siempre tienes aquella curiosidad.

¿De quién eres fan?

Desde muy pequeño de Serrat. Me compraba todos sus discos y a día de hoy me sigue emocionando verle cantar, un vecino mío me descubrió los vídeos y me encantó. Luego, mucha música italiana, George Benson, Eric Clapton, la música soul.