Viña Ijalba, sutilezas nacidas del pedregal

Recuperando explotaciones abandonadas de grava y aglomerados, condenados a ser yermos sine die, Dionisio Ijalba confió hace 40 años en plantar allí sus cepas para que la vegetación renaciera y los caldos surgieran de sus frutos.

Adrián Cragnolini 17 de marzo de 2016

Son viñedos ecológicos, que forman parte de una filosofía que incluye la recuperación de variedades riojanas que casi habían desaparecido. Una gran misión, coronada además por una catálogo de vinos de calidad irrenunciable, cargados de premios internacionales. De todos ellos, nos ha costado quedarnos con uno, pero volveremos con ellos en tiempos futuros.

El vino

Aloque 

Rosado Joven
Graduación: 11,5%
Variedad: Tempranillo y Garnacha a partes iguales.


Con viñedos y elaboración con ajuste a la Viticultura Ecológica europeas, este clarete debe consumirse preferentemente en el mismo año de su cosecha, para gozar de toda su frescura y matices sutiles.

Qwinelover aconseja:
Quesos suaves, semicurados como mucho, ideal para gambas y langostinos. Con el pulpo a las brasas puede competir con el albariño, con permiso de los gallegos inflexibles.

Datos:
BODEGAS VIÑA IJALBA
Ctera de Pamplona, km1
Logroño
Tel: 941 261100
info@ijalba.com