Tatuajes musicales. La nueva moda que llega de los EE.UU.

Los nuevos tatuajes, comercializados por una empresa norteamericana, consisten en el dibujo de una onda sonora que se pinta directamente sobre la piel. Al pasar un teléfono móvil sobre el tatuaje, mediante una aplicación, se reproducirá la onda emitiendo el sonido que tiene grabado.

Alfonso Mata 23 de abril de 2018

Tatuajes musicales. La nueva moda que llega de los EE.UU.
Foto: Youtube

Se imaginan que su cuerpo fuera una sinfonía musical. Pues bien, dejen de hacerlo y dibújense en su pantorrilla o allá donde gusten un "Soundwave Tatto", la última moda que nos llega desde los Estados Unidos.

Los tatuajes normalmente representan un hecho singular para aquel que decide sellar su cuerpo con un motivo artístico. A día de hoy, esta técnica incorpora la música y lleva integrada una melodía. Se llama:"Soundwave Tatto".

Skin Motion, una empresa de Los Ángeles, en California, Estados Unidos, ha comercializado, este año, un nuevo modelo de tatuaje que está causando furor en los cuerpos de los norteamericanos. 

Según Nate Siggard, representante de Skin Motion, el nuevo dibujo consiste en una onda de sonido que se pinta directamente sobre la piel, y que se puede reproducir mediante una aplicación que se descarga en el móvil.

Siggard llevaba 10 años dibujando tatuajes. Un día, mientras pintaba la onda sonora de una canción de Elton John. se preguntó: "¿No sería maravilloso si pudiéramos escuchar ese tatuaje?". Dicho y hecho. Utilizó su piel como conejillo de indias y publicó los resultados en Internet.

Hanna Washlake, una joven estadounidense de 24 años, si coloca sobre su antebrazo el teléfono móvil podrá escuchar la voz de su madre.  "Hola Hanna, soy tu mamá. Estoy muy orgullosa de ti, te amo mucho y siempre te amaré. Mamá te ama", dice la voz que, literalmente, tiene grabada en su piel.

La duración de los sonidos, tal y como informa 'Infobae', puede alcanzar los 30 segundos y puede grabarse todo aquello que puede ser reproducido, desde un ladrido, hasta unas palabras de amor, o el ruido de motor de un coche. A su gusto.