¿Cómo elegir las zapatillas perfectas para correr?

Si eres un corredor exigente, Sprinter te da los tips para saber escoger el mejor calzado para practicar running.

Qué! 15 de marzo de 2018

¿Cómo elegir las zapatillas perfectas para correr?
Foto: Sprinter

No hay ninguna duda, el running sigue siendo uno de los deportes de moda hoy en día. Además de mantener el cuerpo activo y mejorar la salud, es una actividad accesible para todo el mundo que permite disfrutar del deporte al aire libre en diferentes entornos. Si eres amante del running, sabrás que una de las decisiones más importantes a la hora de practicarlo es elegir un calzado adecuado.

Los expertos de la marca deportiva Sprinter te ayudan a conocer los principales elementos a tener en cuenta a la hora de elegir las zapatillas correctas para practicar running ya que, según afirman, "es fundamental elegir las zapatillas adecuadas para evitar lesiones y contar con una mayor comodidad y ligereza a la hora de hacer ejercicio, ya que esto contribuye a lograr un mayor rendimiento y alcanzar las metas planteadas".

Cinco tips para elegir las zapatillas de running adecuadas

Conocer el terreno por el que sueles correr. Saber cómo es el terreno por el que se va a correr es importante ya que, si corres sobre asfalto las zapatillas que elijas deberán tener amortiguación blanda, mientras que si corres por hierba es fundamental una buena estabilidad y suela con agarre. Por otro lado, para caminos de tierra por el campo o zonas pedregosas, las zapatillas de trail son la mejor opción gracias a su mayor agarre y estabilidad.

2. Saber cual es tu tipo de pisada. Aunque no es determinante, resulta de gran ayuda conocer tu tipo de pisada a la hora de elegir tu calzado de running. Hay 3 tipos de pisada: pronador, giran el tobillo hacia el interior durante la pisada; neutro, pisada normal sin giro; y supinador, girar el pie hacia fuera en el momento de la pisada. Lo más habitual es ser pronador (el 60% de los corredores pronan en algún momento), mientras que lo menos común es ser supinador (tan solo el 4-5% de los runners lo son). Sprinter recomienda acudir a un experto que te ayude a identificar tu tipo de pisada y, en base a ello, elegir el calzado más adecuado.

3. Determinar el ritmo adecuado de entrenamiento. Es determinante saber el ritmo al que vas a poder correr durante tus entrenamientos para elegir un calzado u otro. Para ritmos más lentos, las zapatillas deben ser flexibles, de manera que te permitan pulir la técnica de carrera durante los entrenos. Por el contrario, para ritmos más intensos - propios de corredores más experimentados y con una excelente forma física - las zapatillas deben tener menos amortiguación y ser más ligeras.

4. Tener en cuenta el peso corporal. Conocer tu peso corporal es crucial a la hora de elegir las zapatillas de running adecuadas, ya que en función del mismo variarán la amortiguación y la estabilidad del calzado. Para personas con un peso menor, es recomendable utilizar zapatillas más ligeras y con una menor amortiguación, mientras que para personas que pesen más las zapatillas tendrán un mayor acolchamiento y amortiguación.

5. ¿Propensión a lesiones? Si sueles padecer una lesión concreta de forma regular, es importante tenerlo en cuenta a la hora de elegir tus zapatillas, ya que ciertos modelos pueden contribuir a que el riesgo de lesiones se reduzca considerablemente. Hay zapatillas que dan apoyo a determinadas zonas del pie - como el arco, el talón, el empeine... - según varía su amortiguación, estabilidad, ligereza o drop. Ante esto, los expertos de Sprinter lo tienen claro: "si eres propenso a algún tipo de lesión de forma reiterada, es fundamental tenerlo en cuenta y comunicárselo a un profesional para que te ayude en la elección de calzado deportivo".