Lorenzo sigue en la pelea por el Mundial con un Rossi que pierde su grandeza. Imagen: Archivo.