Atleti y Barça, a Octavos como primeros de grupo

Tanto el Atlético de Madrid, como el Barcelona vencieron 2-0 sus partidos de la quinta jornada de la Champions, y se aprovecharon de los pinchazos de sus rivales de grupo para sellar su clasificación para los Octavos de final como primeros de grupo. Griezman y Gameiro anotaron los goles rojiblancos, y Messi hizo los dos tantos blaugranas, uno de ellos de penalti.

23 de noviembre de 2016

Atlético de Madrid 2-0 PSV

Los de Simeone se impusieron al PSV en el Calderón gracias a los tantos de 'Los Hombres G' del Atlético: Griezman y Gameiro. Primero el ex sevillista y después 'El Principito', anotaron los dos goles del encuentro para darle la victoria (2-0) al Atlético de Madrid. Un triunfo que, sumado a la derrota del Bayern de Munich en Rusia 3-2 contra el Rostov, asegura la primera plaza del grupo D a falta de una jornada de la fase de grupos por disputarse. De esta manera, El Atlético de Madrid viajrá a Munich clasificado ya como primero de grupo de forma matemática, para enfrentarse al Bayern de Ancelotti.

Simeone, que ya conocía de la derrota del Bayern en Rusia, apostó por un once más conservador volviendo a sus orígenes con un doble pivote formado por Gabi y Tiago, y con Koke en un costado. Y todo esto cuando más se debate sobre el 'nuevo' estilo de juego ofensivo que está planteando 'El Cholo' esta temporada. El argentino quería silenciar todos los rumores de crisis y para ello apostó por un sistema que tan bueno resultados le dio en el pasado. Además, rotó con respecto al derbi del fin de semana jugando con Vrsaljko en lugar de Juanfran, Giménez por Savic, Tiago entró por Saúl y Gameiro por Torres.

Los rojiblancos sabían que ganado eran líderes y se vio reflejado sobre el terreno de juego desde el inicio del encuentro con una gran seriedad por parte de sus jugadores. Se volvió a ver un bloque fuerte y generoso en el esfuerzo, que apenas dio oportunidad a un PSV que no atraviesa su mejor momento de la temporada. Sin embargo, los goles tardaron algo en llegar. Gamiero adelantó a los suyos en el 55' a pase de Griezman. Y 11 minutos después, el asistente se convirtió en goleador para poner el definitivo 2-0 en el marcador.

Celtic 0-2 Barcelona

El Barcelona, por su parte, se impuso con comodidad a los escoceses gracias a Leo Messi. Está claro que el conjunto culé es uno con Messi, y otro sin él. El argentino volvió a tirar de su equipo marcando los dos goles, uno de ellos de penalti. A lo que hay que añadir también la vuelta de Luis Suárez. El uruguayo se encargó de inventarse una pena máxima cuando peor lo estaban pasando el Barça. Un gol desde los 11 metros que terminó con la rebelión escocesa y dio los tres puntos al Barcelona. Una victoria que clasifica a los azulgrana como primeros de grupo aún con el empate (1-1) del Manchester City en casa del Borussia Moenchengladbach.

A diferencia que contra el Málaga, Luis Enrique pudo contar para este partido con la 'MSN' al completo, y el equipo lo notó. Los tres fueron protagonistas en los dos tantos del encuentro que dieron la victoria al Barcelona. Messi dispuso de varias ocasiones previas, pero no fue hasata el minuto 26 cuando llegó el primero de la noche tras una mágica asociación entre Neymar y el '10' azulgrana. El argentino tiró un desmarque metiéndose en el área, Neymar le vio y levantó el balón con el exterior de su bota por encima de la defensa escocesa para que Leo rematase a botepronto haciendo imposible la llegada del guardameta. Por mucho que corrieron los jugadores del Celtic para tapar los huecos que dejaban, no pudieron hacer nada ante la genialidad de Messi y Neymar.

Con la derrota el Celtic estaba decía adiós a la Champions y no tenía nada que perder. Con el comienzo de la segunda parte, los de Brendan Rodgers salieron en busca del empate aprovechando la desconexión azulgrana. Llegaban los mejores momentos del Celtic. Sin embargo, el arreón local duró poco, diez minutos, lo que tardó Luis Suárez en provocar un penalti de forma escandalosa. El uruguayo, que estaba por delante de su defensor con la posición ganada, agarró del brazo a Izaguirre y tiró de él hacia delante -más propio de una llave de judo- hasta que el defensa hondureño acabó por derribar a Suárez. El árbitro picó y Messi se encargó de sentenciar desde los 11 metros.

Los últimos 35 minutos sirvieron para que debutara en Champions el canterano Marlon, para dar descanso a algunos jugadores como Piqué y Jordi Alba que habían dejado atrás sendas lesiones, o para que Neymar y Rakitic forzaran la amarilla que conlleva suspensión, y así llegar limpios a octavos. Una sexta y última jornada de la fase de grupos de esta Champions en la que el Barça recibirá a un Gladbach que se ha tenido que conformar con la tercera plaza que da acceso a la Europa League, después de que el City de Guardiola se haya clasificado como segundo de grupo.