El Real Madrid luce fondo de armario y presume de gol

10 de septiembre de 2016

Contundente victoria por 5-2 ante Osasuna, que cuajó un buen partido, plantó cara a los blancos y ambos equipos pudieron marcar algún gol más. 15ª victoria consecutiva de los de Zidane. Volvió a jugar Cristiano Ronaldo, con gol, junto a Danilo, Ramos, Pepe y Modric. Para Osasuna, Oriol Riera y David García. Aquí, las claves del partido:

Fondo de armario madridista: La semana de selecciones ha llevado a Zidane a pensar en mover el banquillo y dar oportunidades a algunos de los menos habituales. Danilo, Nacho, Kovacic y Morata fueron titulares y aprovecharon la oportunidad. El brasileño fue un puñal en banda derecha, sirviendo centros peligrosos y marcando gol. Nacho, en su línea, académico en ataque y solvente en defensa. Kovacic demostró un día más su ambición y ganas de querer hacer algo en el Real Madrid. Trabajador en defensa, imparable en la conducción, e inspirado en la distribución.

Por último Morata, algo más impreciso que otras jornadas, tuvo innumerables ocasiones para firmar algún gol.

La mejor noticia para el conjunto de la Castellana es que, dos días después de la ratificación de la sanción FIFA, la segunda unidad del Madrid se reafirma: No hacía falta volverse locos en materia de fichajes. Hay plantilla para 2 años.

15ª victoria consecutiva: Desde el 27 de febrero, Zidane no ha perdido en liga. Ese día cayó 0-1 ante el Atlético de Madrid. Durante la etapa del francés como entrenador blanco, solo ha caído derrotado dos veces. La otra fue en Wolsfburgo por 2-0 en Champions. Zidane no revolucionó al equipo cuando llegó. Simplemente, como Ancelotti, tiene al equipo contento, los entiende y ha generado un ambiente magnífico. A veces solo con eso, basta.

Vuelve el máximo goleador: Cristiano Ronaldo, que reapareció con su equipo tras la lesión que sufrió en la final de la Eurocopa de Francia, demostró que no está a su mejor nivel. Pero tiene duende. Su primera intervención sirvió para marcar el primer tanto del partido. Coge confianza de cara a la puesta de largo del Madrid en Champions.

Un equipo con gol: De los cinco tantos, tres fueron anotados por defensas, y uno por un centrocampista. No fue el día de cara a puerta de Bale y Morata. Benzemá salió en el segundo tiempo y también pudo poner su nombre en el marcador, pero no tuvo fortuna. Sin embargo, las jugadas de estrategia valen oro, y para centrales que van bien de cabeza como Pepe y Ramos, es un autentico privilegio poder contar con una bota como la del alemán Toni Kroos, que sirve centros con precisión milimétrica. El otro defensa que marcó gol, Danilo, en un alarde de facultades en la llegada al área contraria.

Fortuna: Parece una perogrullada pero durante la primera parte Osasuna tuvo momentos de relativa comodidad y tuvo ocasiones para poder anotar algún gol. La más clara, un balón al larguero de Unai García. En el transcurso de la segunda parte, los navarros anotaron dos tantos. Pero también fallaron un penalti, que se equivocó al señalizar Fernandez Borbalán. De no haberlo pitado, esa misma jugada, un segundo después, concluiría dentro de la porteria de Kiko Casilla.

Metrónomo Modric: No tuvo un buen inicio de partido, pero poco a poco el croata se fue entonando, al igual que su equipo. Decisivo en la distribución, es el que marca el ritmo del Real Madrid. La simbiosis con el fiable Kroos en el centro del campo, le hace mejor. Marcó un autentico golazo a disparo desde la frontal y se marchó un minuto después ovacionado. El Bernabeu se rindió a sus pies.