¿Podrá David Moyes, técnico del Manchester United, superar el peso de la historia y de Alex Ferguson?

Sobre él pesan todas las sospechas. El actual técnico del Manchester United ya vive en el alambre pese a que las aguas de Old Trafford parecen bajar en calma. David Moyes ya ha asumido toda la culpa de los resultados erráticos. Para el escocés, su inicio en el banquillo de los 'diablos rojos' está siendo "duro" y ha admitido la necesidad de que el equipo mejore en todos los departamentos. Tiene por delante rejuvenecer un club cargado de años en sus puestos clave

Qué.es 10 de diciembre de 2013

El United marcha noveno en la Premier League con 22 puntos, a 13 del líder de la competicion doméstica, el Arsenal. Pero el primer examen es europeo cuando lo importante es conocer que piensan al respecto los actuales propietarios norteamericanos del United. Los de Moyes necesitan tan solo un empate, con el equipo virtualmente clasificado para octavos de la Champions League frente al Shakhtar Donetskque se juega su clasificación. 

El equipo llega de perder en casa ante el Newcastle por primera vez desde 1972 y el peligro está en anotarse tres derrotas consecutivas en su propio estadio en el espacio de seis días. Así está la situación. La última vez que esto ocurrió fue en la temporada 1962-63, cuando terminó 19, su posición más baja con el mítico Matt Busby como entrenador. Y, evidentemente, David Moyes no es Busby, pese a que sus palabras tras la última derrota estén a la altura de un entrenador de enjundia: "Asumo toda la responsabilidad por los resultados . Afortunadamente hemos hecho buenos resultados en la Liga de Campeones, pero que no han sido buenos en la Premier League. Yo soy el responsable de todos ellos".

¿Cuál es el problema? El propio intersado ya se ha referido a la dificultad que supone un cambio en el banquillo tras un largo periodo sin cambios: "La transición más importante. Aquí había un entrenador que llevaba 26 años. Y un nuevo técnico ha llegado al banquillo, por lo que es lógico un período de transición para todo el club. No sólo para mí y para los jugadores".

Según Moyes, el problema son las lagunas en la concentración defensiva... y la suerte: "Hemos sido inconsistente a veces. Y nos ha faltado un poco de suerte en uno o dos partidos que podría haber hecho la diferencia".Y agregó: "Necesitamos defender mejor cuando llegan los momentos clave de los partidos. Eso es lo que estamos intentando mejorar. Pero hay que recordar que hace unos días ganamos al  Arsenal y Leverkusen , y entonces hablábamos muy bien del equipo".

LAS AMENAZAS...

Si no llega una mejora definitiva, y el final de los titubeos del equipo, Moyes puede estar en peligro. Los Glazer, la familia de propietarios norteamericanos del Mancheter, se han referido siempre a los resultados como la clave para haber prestado apoyo incondicional al ex ténico de su equipo Alex Ferguson. Pero esos resultados no llegan con Moyes. Y así las cuenta de resultados futbolísticos es negativa.

Además, des un tiempo a esta parte se especula con que la relación del técnico escocvés con una de sus estrella no es buena. El holandés Van Persie no compartiría muchos de los métodos de trabajo de David Moyes. "Robin no está contento, y cuando es el caso se le nota en el terreno de juego. Cuando está frustrado es capaz de hacer tonterías, y lo pudimos ver contra el Liverpool", indicó un amigo cercano a Van Persie hace semanas al 'Daily Star'.

El 'run-run' y de la afición del United es una constante y ya se escuchan protestas en Old Trafford. Moyes tiene por delante una titánica misión en el equipo: rejuvenecerlo. Para ello necesitará mucho dinero y tiempo necesario para planificar, como mínimo, siete fichajes y algunas salidas