Hamilton afronta una nueva temporada mirando a los demás desde las alturas como se está demostrando en Montmeló./Archivo