Semedo, la apuesta más fuerte del Barça por un defensa desde Dani Alves

El que fuese lateral derecho portugués del Benfica firma con el equipo azulgrana para las próximas cinco temporadas. El Barcelona desembolsará 30 millones más cinco en variables, convirtiéndose en el segundo defensa más caro del club tras Alves.

que.es 14 de julio de 2017

Nelson Semedo es ya nuevo jugador del Fútbol Club Barcelona. El futbolista portugués procedente del Benfica ha superado esta mañana el reconocimiento médico en el Hospital de Barcelona y se convierte en el primer fichaje de la era 'Valverde' tras la recompra de Gerard Deulofeu al Everton por 12 millones de euros.

El lateral competirá junto con Aleix Vidal y Sergi Roberto por hacerse con la titularidad en el lateral derecho. Una posición que necesitaba cubrir el Barcelona tras la marcha de Dani Alves en verano de 2016 y que ha traído quebraderos de cabeza la última temporada. Semedo es el segundo defensa más caro de la historia del club azulgrana después de que el Barça anunciase que pagaría 30 millones más cinco por objetivos al Benfica. Firma por cinco temproadas y se pondrá a las órdenes de Ernesto Valverde una vez que sea presentado por el club.

El Barcelona ha realizado muchas inversiones por defensas en los últimos años, y salvo Alves, Umtiti y el reconvertido central Mascherano, la mayoría han ido destinadas al fracaso. Repasamos una breve lista de inversiones en defensa del club catalán:

Daniel Alves: La mejor inversión que pudo hacer Laporta en su etapa como presidente. Cerca de 40 millones fue su costo y la inversión se vio satisfecha ante la inmensa cantidad de títulos que ha ganado en sus ocho años como culé.

Samuel Umtiti: El central francés era una incógnita el verano pasado y sorprendió a propios y extraños con su rendimiento en el club y con su selección. Ha sido el único fichaje del pasado año que se ha hecho con la titularidad.

Thomas Vermaelen: Dos temporadas ha durado el belga en la plantilla culé en la que las lesiones le castigaron y por ello no tuvo minutos. Una inversión de 19 millones tirada al traste.

Jeremy Mathieu: El francés ha tenido la fortuna de ser protagonista en demasiadas ocasiones como titular, pero su rendimiento ha caído en picado cada año que pasaba. Costó 20 millones y se fue gratis a Lisboa.

Dmytro Chygrynski: La operación más ruinosa en cuanto a centrales en los últimos años. Apuesta de Guardiola en 2009, el ucraniano no dio el rendimiento esperado y fue vendido a la fuerza a la temporada siguiente por 15 millones cuando costó 25.

Una vez cubierto el lateral derecho, el Barcelona centrará sus esfuerzos por fichar un mediocentro, con Paulinho y Verratti como prioridades para dicha posición.