La pubalgia obliga a Messi a bajar el ritmo

El argentino se ha sometido esta tarde a unas pruebas médicas en Barcelona que han confirmado que continúan sus problemas en el pubis.

5 de septiembre de 2016

Alrededor de las 18:30 el Barcelona ha hecho público un comunicado donde confirmaba las molestias del futbolista argentino y que le obligarán a bajar la intensidad de los futuros entrenamientos.

"Las pruebas realizadas durante el día de hoy al jugador del primer equipo Leo Messi han confirmado que las molestias en el aductor izquierdo persisten. Se aconseja bajar la carga de los entrenamientos durante los próximos días y la evolución de las molestias marcará su disponibilidad".

El comunicado confirma que Messi vuelve lesionado de la concentración con Argentina, con la que jugó el pasado jueves frente a Uruguay y que al acabar el partido, el 10 declaró que le dolía el pubis, a pesar de que los médicos del club le desaconsejaron viajar.
Es seria duda para jugar la próxima jornada contra el Deportivo Alavés y todo dependerá, como reza el comunicado oficial del club, de la evolución de sus molestias a lo largo de la semana.