Varias ciudades gallegas acogen este domingo concentraciones en repulsa del crimen de Moraña (Pontevedra)

Varias localidades gallegas acogerán este domingo, día 2 de agosto, concentraciones en repulsa del crimen ocurrido el viernes en Moraña (Pontevedra), en donde dos niñas de cuatro y nueve años han sido asesinadas, supuestamente por su padre, que ha sido detenido y ya ha ingresado en prisión.

1 de agosto de 2015

Varias ciudades gallegas acogen este domingo concentraciones en repulsa del crimen de Moraña (Pontevedra)
SANTIAGO DE COMPOSTELA, 31 (EUROPA PRESS)

Varias localidades gallegas acogerán este domingo, día 2 de agosto, concentraciones en repulsa del crimen ocurrido el viernes en Moraña (Pontevedra), en donde dos niñas de cuatro y nueve años han sido asesinadas, supuestamente por su padre, que ha sido detenido y ya ha ingresado en prisión.

La Marcha Mundial das Mulleres y otros colectivos feministas han convocado las concentraciones de protesta ante lo que consideran un "crimen machista" perpetrado "en venganza" contra una mujer.

En concreto, las concentraciones tendrán lugar a las 20,00 horas en A Coruña --Obelisco--, Vigo --ante el museo Marco--, Santiago --Porta do Camiño--, Ferrol --ante el Consistorio--, Orense --ante la Subdelegación del Gobierno-- y en Pontevedra --Plaza 8 de marzo--.

"No sólo las mujeres sufrimos violencia, el machismo mata e hiere también a lo que más queremos, a nuestros hijos, que son víctimas indirectas en demasiadas ocasiones o, víctimas directas, como en este caso", señala la Marcha Mundial das Mulleres.

CRIMEN DE MORAÑA

La muerte de las dos niñas Amaya, de cuatro años, y Candela, de nueve, se produjo este viernes supuestamente a manos de su padre, que después se autolesionó, aunque recibió el alta hospitalaria pocas horas después.

El presunto parricida, David O.R., de 40 años de edad, estaba separado de la madre de las pequeñas, Rocío V.F., también de 40 años. La pareja tenía la custodia compartida de las pequeñas y el padre tuvo a su cargo a las niñas durante los últimos 15 días y este sábado le tocaba el turno a la madre.