Crêpes de cacao y avellanas

Una vez que hayamos hecho las crêpes, tenemos ilimitadas opciones para el relleno: mermeladas, zumo de limón y azúcar, helado, frutas, etc. ¡O una combinación de varios ingredientes!

5 de agosto de 2016

Crêpes de cacao y avellanas
Esta versión es para paladares dulces y tolerantes a altas dosis de azúcar, pero una verdadera fiesta que, al menos a mí, me retrotrae a la infancia.

Ingredientes:

1 taza de leche entera
1 taza de harina
1 huevo

1 bote de Nocilla o Nutella

Preparación:

Mezclamos la leche, la harina y el huevo en la batidora de vaso. Con la ayuda de un cucharón vamos vertiendo la mezcla en una sartén antiadherente. Movemos la sartén hasta que cubra toda la base. Dejamos cocinar a fuego medio-alto por 2-3 minutos. Cuando se despegue de la sartén y se mueva sin problemas, está lista para darle la vuelta.

Lo podemos hacer con una cuchara de madera, con la mano o, si practicamos, solo con el movimiento de la sartén. Una vez que le damos la vuelta, bastará con un minuto o dos para terminar de cocinarla. La retiramos de la sartén y la dejamos reposar en un plato mientras seguimos haciendo más crêpes.

Una de las opciones más sencillas y deliciosas, es comprar un bote de Nutella o Nocilla, y esparcirlo con ayuda de una espátula o de una cuchara sobre la crêpe. Enrollarla y comerla fría o templada.